Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
(La Prensa). Los productores de camarones de exportación aseguran estar listos para enfrentar la inspección de la Comisión Europea (CE), de la cual depende la continuidad del envío del marisco al mercado europeo, que es el que paga los mejores precios.

 

Pero la Dirección de Protección de Alimentos del Ministerio de Salud ha solicitado formalmente que la visita de la CE, programada del 6 al 11 de junio, se aplace hasta septiembre. El director de esa entidad, Reynaldo Lee, alegó que no todas las plantas de exportación de camarón estarán operando en junio.

Lee también se muestra convencido de que las plantas de exportación panameñas no deben tener ningún inconveniente en pasar la inspección de la Comisión Europea.


En el último "monitoreo" sobre el fungicida "Verde Malaquita", por ejemplo, dio negativo en las plantas camaroneras de Panamá.

"En un principio el sector tenía nerviosismo. Pero ahora nos sentimos positivos y vamos a pasar el examen", indicó Pedro Vidal, directivo de la Asociación Panameña de Productores de Camarón.

El empresario señaló que el sector ha alcanzado niveles superiores a los reportados antes del mal de la "mancha blanca" en 1998.

El año pasado, la producción de camarones de estanque fue de 14 millones de libras. "Aunque el precio es más bajo que en épocas anteriores, la actividad todavía es rentable", resaltó el camaronero.

Fuente: http://www.prensa.com