Puerto Montt (El Llanquihue). Continúa el intenso trabajo por parte de investigadores nacionales e internacionales para minimizar el Síndrome Rickettsial del Salmón (SRS), la enfermedad que ha sido una verdadera pesadilla para la industria del salmón en Chile. Y al parecer, uno de los deseos de fin de año de los salmoneros locales podría hacerse realidad, ya que Centrovet y Novartis lanzaron al mercado vacunas para controlar esta enfermedad, que causa pérdidas que ascienden a los US$100 millones.

 

centrovet

 

El reciente viernes 12 de enero, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) aprobó el registro provisional para el producto biológico-inmunológico "Vacuna inactivada contra el Síndrome Rickettsial del Salmón", desarrollada por el equipo de Investigación y Desarrollo (I+D) del Laboratorio Centrovet. Esta vacuna, en forma de emulsión inyectable, se suma a las recientemente aprobadas contra Vibriosis causada por Vibrio ordalli y Necrosis Pancreática Infecciosa (IPN), como nuevas alternativas preventivas para patógenos de gran importancia en la industria salmonera nacional.

La vacuna consistente en una bacterina, fue formulada con un aislado de campo que fue escogido después de un intenso estudio molecular y antigénico de aislados de terreno. Para esto, se analizó la variabilidad de una serie de cepas representativas de diferentes localidades geográficas y hospederos, determinándose una cepa tipo que abarcará los antígenos comunes a éstas.

 

HITOS

 

Junto con esta importante característica, otro de los elementos claves de esta vacuna consiste en la cantidad de bacterias incluidas en la formulación. Debido a su naturaleza de patógeno intracelular obligado, los títulos obtenidos de Piscirickettsia salmonis en cultivos celulares son bajos, limitando la cantidad de bacterias incluidas en cada dosis vaccinal, repercutiendo de esta forma en la magnitud de la respuesta inmune desarrollada por el pez.

Para el desarrollo de esta bacterina, en cambio, Piscirickettsia salmonis fue cultivada en una línea celular de insecto, que permite obtener títulos bacterianos hasta cien veces superiores a los obtenidos en las líneas celulares convencionales, sin que la bacteria pierda su patogenicidad e inmunogenicidad.

 

Novartis

 

Novartis obtuvo el registro provisional del SAG el pasado 8 de enero, para la primera vacuna polivalente para el control del SRS, Birnagen Forte 3, la que estará disponible para su comercialización en febrero de 2007. Esta nueva vacuna puede llegar a ser un aporte para la industria, ya que con una sola dosis será posible inmunizar tres enfermedades (Vibrio Ordalli, IPN y SRS), y así reducir las pérdidas económicas. Birnagen Forte 3 contiene una mezcla de 3 antígenos recombinantes para combatir el SRS, los cuales son comunes a distintas variedades de la enfermedad. Fundación Chile y Fundación Ciencias para la Vida tuvieron una participación importante en la investigación.

 

Fuente: http://www.diariollanquihue.cl