LIMA (Gestión).- El ministro de la Producción, Jorge Villasante, señaló hoy que las exportaciones de productos hidrobiológicos durante el presente año podrían llegar a 2,000 millones de dólares.

También descartó que la producción del sector sea afectada por los problemas judiciales surgidos con algunas empresas que acuden a las medidas cautelares para obtener permisos de pesca.

Indicó que la primera temporada de pesca del 2011 se iniciará en aproximadamente dos meses y, por los niveles de desove observados, los límites de captura podrían ser mayores a las dos temporadas de pesca del 2010.

Las anchovetas juveniles que miden entre diez y 11 centímetros habrán pasado los 12 centímetros, que es la talla mínima controlada, a finales de marzo, explicó.

Manifestó que la biomasa será mayor cuando se inicie la labor exploratoria por parte del Instituto del Mar del Perú (Imarpe), y también lo sería la captura.

Subrayó que el fin de la segunda temporada de pesca del 2010, inicialmente previsto para el 31 de enero, fue adelantado no solamente por la presencia de juveniles en un porcentaje mayor a los límites de tolerancia, sino que se advertía que el desove, que normalmente se iniciaba hacia la segunda o tercera semana de febrero, se había adelantado.

Villasante precisó que se trata de una veda reproductiva adoptada por las condiciones hidrobiológicas que han sido influidas por la temperatura de las aguas. “En esas condiciones hay que dejar de ejercer el esfuerzo pesquero sobre el recurso, es un proceso normal de desove y se monitoreará permanentemente”, señaló.

Finalmente, recordó que en la primera temporada de pesca del 2010 se capturó el 95% de lo autorizado, mientras que en la segunda temporada solo se extrajo el 30% de lo autorizado.