ROMA.- La creciente presión sobre los precios de los alimentos pueden impulsar los precios del pescado y echar sombras sobre las ventas de productos de origen acuático en el 2011, según la Food and Agriculture Organization (FAO) de las Naciones Unidas.

Un nuevo informe de FAO resalta como un “significativo” incremento en el precio de los principales productos commodities como maíz y trigo durante los últimos meses, puede impactar en el mercado de los alimentos de origen acuático mundial.

“Para el sector pesquero, esto es importante, no solo debido al impacto sobre la acuicultura a través del incremento de los costos en el alimento, sino también por la relación de los precios de los peces y los precios de los alimentos en general” destacó FAO en su informe de precios January European.

Basado en los precios de importación en los principales mercados del mundo, el Fish Price Indez de FAO mostró “significativo incremento durante el 2010, alcanzando un nuevo récord a fin de año”.  De acuerdo con FAO, los precios actuales del pescado son en promedio más alto que los niveles récord previos alcanzados antes de las crisis económica que golpeo en el 2008.

Las ventas también están amenazadas por la economía, advirtió FAO, sugiriendo que en el sector de los alimentos de origen acuático hay “consumidores sensibles al precio”.

Para el salmón de cultivo, FAO predice que los precios permanecerán altos en el 2011, pronosticando “solo un moderado incremento en el abastecimiento”. El salmón criado en Chile ingresará recién en el segundo semestre de 2011 y se espera “alguna disminución” en los precios. En enero, FAO reporto un precio promedio de EUR 5,60/kg para el salmón de cultivo.