Sarahi Arellano (Ecos de la Costa). El gobierno federal buscará impulsar la acuacultura en la entidad, dado que las condiciones climáticas y de suelo permiten que la producción sea superior a la que se obtiene en entidades como Sinaloa o Sonora, informó el delegado de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural Pesca y Alimentación (Sagarpa), Salvador Becerra Rodríguez.

 

Por ello es que el presente año se destinaron alrededor de 7 millones de pesos para este sector, “según las estadísticas que tenemos, se pueden obtener rendimientos de 4 a 5 veces superiores a Sonora y Sinaloa, en donde hay miles de hectáreas dedicadas a la acuacultura y ya tienen muchos años de experiencia”.

Asimismo dijo, es una actividad que por sus características genera importantes fuentes de empleo y se obtienen buenos rendimientos de la actividad: “hacer muy productiva la inversión en la zona rural, vale la pena impulsar este tipo de negocios” señaló.

Comentó que el camarón se vende por mayoreo a 75 pesos en temporada buena, mientras que el precio más bajo que se llega a registrar es de 30 pesos kilo, aunque actualmente se está comercializando en 45 pesos.

Aseguró que la Sagarpa a través del Programa Alianza para el Campo se dedica a impulsarla actividad en el Estado, pero también resaltó la aportación del gobierno estatal y municipal.

El productor José Antonio Fernández Meneses, cuya granja se localiza en el municipio de Coquimatlán, corroboró lo señalado por el funcionario federal, ya que aseguro que los dos o 2.3 ciclos que se presentan de manera anual producen entre 5 y 6 toneladas por hectárea por ciclo, teniendo de 2 a 2.3 ciclos por año.

Su granja cuenta con 17 estanques en 33 hectáreas, los cuales producen alrededor de 400 toneladas de camarón, de las cuales el 30% lo comercializan en el Estado y el 70 % se vende a estados como Sinaloa, Nayarit, México y Guadalajara.

En cuanto a los cuidados que se deben de tener manifestó que, “para producir un camarón de buena calidad es necesario tener una buena larva y darle un buen manejo para que el camarón esté sano y tenga una buena presentación, para comercializarlo necesitamos hacer un manejo poscosecha en la que se cuide mucho el frío”.

Al respecto detalló que al momento de sacar al camarón del estanque, se debe colocar en agua con hielo para que se muera rápido por frío y mantener el frío a bajo de 4 grados centígrados para que la calidad del camarón se mantenga, “si se trabaja así se puede vender camarón fresco hasta los 7 u 8 días, que es como vale más”.

En cuanto a la cantidad de agua que se utiliza en cada estanque, manifestó que es de aproximadamente 11 o 12 mil metros cúbicos de agua, pero resaltó que al vaciar los estanques, esta agua puede ser aprovechada por los cultivos cercanos ya que contiene importantes cantidades de nutrientes.

“Con esto quiero decir que no estamos dilapidando agua dulce, toda el agua que sacamos de un estanque por los drenajes, aunque el 60% se recicla y la mandamos a otros estanques, lo que acabamos desechando va a riego y es excelente, pues está cargada de nutrientes, es mejor que el agua de pozo para riego de frutales, de granos y de cualquier cultivo”, finalizó.

Fuente: http://www.ecosdelacosta.com.mx