Ferrol (La Voz de Galicia). La Dirección General de Costas, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, está estudiando en este momento si concede o no dos nuevas instalaciones de cultivo de moluscos en zonas de dominio público marítimo-terrestre en Ortigueira y Cariño.

 

No se trata de granjas de engorde de peces, sino de una especie de bancos marisqueros que dependen de una concesión del Gobierno central, no de la Xunta. Es decir, no están vinculados al plan de polígonos de acuicultura de Santiago.

En el caso de Ortigueira, según los datos suministrados al BNG por el Gobierno central, se trata de la solicitud para ocupar terrenos en la ría de Ladrido. En el caso de Cariño, es una instalación similar en la ensenada de Caleira. De momento se desconoce quién está detrás de esas solicitudes y los puestos de trabajo que podrían generar en la zona.

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es