Una docena de estanques de cangrejo de río ha dado positivo a las pruebas para la enfermedad de la “mancha blanca”, pero Grez Lutz, especialista estatal en acuicultura, dijo que ni los productores de cangrejos de río, ni los consumidores deben preocuparse.

 

“Estamos empezando a sospechar que la enfermedad estuvo aquí por bastante tiempo y permaneció sin manifestarse, lo cual es esperanzador” dijo Lutz, miembro del Centro de Agricultura del Louisiana State University.

La enfermedad fue detectada inicialmente el mes pasado en una granja de cangrejo de río cerca de Arnaudville. La enfermedad, la cual no es peligrosa para los humanos, pero puede matar a los cangrejos de río, recién ha sido confirmada en estanques comerciales en todo el suroeste de Lousiana.

La enfermedad viene siendo confirmada en 20 estanques en seis pares de muestras y al menos en dos muestras de cangrejos de río salvajes de la cuenca.

El Comisionado Estatal de Agricultura y Forestales, Bob Odom, dijo que los 20 resultados positivos para los estanques comerciales provinieron de 29 muestras, lo que confirma que la enfermedad se esta expandiendo. Aun se esperan los resultados de otras 70 muestras.