Santiago (Ecoceanos News). Oceana, la campaña internacional “Puresalmon.org”, y el Centro Ecoceanos, se reunieron este lunes en Santiago de Chile, con el responsable del área de Economía y Políticas de Gestión de Acuicultura de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Nathanael Hishamunda, a quién entregaron información sobre los deficientes comportamientos y bajos estándares ambientales, sanitarios y laborales de las compañías nacionales y multinacionales que cultivan salmón en el sur del país.

 

El Dr. Hishamunda está elaborando un informe técnico sobre el desarrollo de la acuicultura en Latinoamérica, que aportará aspectos para la discusión global que se desarrolla en Naciones Unidas sobre estas materias.
 
El alto representante de FAO visitó la semana pasada centros de cultivo de salmón de la multinacional noruega Marine Harvest en la zona de Puerto Montt, y tiene contemplado esta semana reunirse con académicos, autoridades gubernamentales sectoriales y con representante de la patronal Salmonchile.
 
Las organizaciones ciudadanas asistentes a la reunión le señalaron al representante de FAO la necesidad de asegurar el derecho de acceso a la información ambiental, sanitaria, laboral y de utilización de recursos públicos como un aspecto clave para asegurar la plena participación de los diferentes sectores y actores interesados en la conservación de la biodiversidad marina y la  generación de políticas de uso sustentable y equitativo de los ecosistemas acuáticos nacionales.
 
Además le entregaron información proveniente de fuentes gubernamentales sobre los estándares de la industria de cultivo de salmónidos. Al mismo tiempo le  señalaron algunos de los principales problemas existentes, tales como el empleo indiscriminados de antibióticos; la activa pérdida de la calidad de agua a través de procesos de contaminación orgánica y química de la columna de agua y fondos marinos en los ecosistemas costeros, fiordos y lagos; el escape de salmones al medio acuático o la incapacidad del Estado de aplicar el Reglamento Ambiental para la Acuicultura
 
Todos estos aspectos ya el año 2005 fueron señalados por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) en su informe ambiental de Chile.
 
Para Juan Carlos Cárdenas, médico veterinario y director del Centro Ecoceanos, la reunión con el Dr. Ishamunda “permitió mantener los necesarios espacios de intercambio de información y de participación ciudadana que permitan avanzar hacia el desarrollo de políticas de acuicultura que aseguren la conservación del patrimonio acuático, los derechos ciudadanos y la seguridad alimentaria”.