SAN PEDRO SULA, Honduras (La Prensa).- Luego del alto valor que ha alcanzado el filete de tilapia en Estados Unidos, países como México y Canadá ya están recibiendo el producto, lo cual augura un mayor crecimiento para el cierre de 2012.

Orlando Delgado, gerente de la empresa Aquafinca Saint Peter Fish, informó que recientemente se exportó a México 200 mil libras de lomo de filete de tilapia.

“Este año logramos exportar un producto de mayor valor agregado, que son los lomos de filete de tilapia, este tiene un valor adicional al filete, ya que va dirigido a un segmento de mercado de clase media alta que está posicionado en Estados Unidos y recientemente iniciamos exportaciones directas a México con un volumen de 200 mil libras”.

Otro de los mercados que recibió la tilapia hondureña es Canadá, sin embargo, esta es una exportación indirecta. “Hay cadenas de supermercados estadounidenses que tienen presencia en ese país y venden nuestros productos”, detalló.

Aunque la meta es ampliar los mercados, hasta el momento apuntar a regiones como la europea sería un tanto difícil para la industria por complicaciones logísticas, aunque no se descarta ese destino. “Se nos hace difícil orientarnos a ese mercado, debido a que el producto debe llegar fresco”, dijo Delgado.

Se exportará más
Para el cierre del 2012 se proyecta que el país exportará al menos 20 millones de libras de tilapia, lo que representaría un crecimiento de 8% en relación al 2011. Los ingresos que se lograrían serían superiores a los 60 millones de dólares obtenido en el período anterior.

Marco Alcerro, ejecutivo de Aquafinca, explicó que las metas en 2011 era enviar 16 millones de libras de filete, sin embargo “logramos llegar a 18.2 millones de libras, eso hizo que posicionáramos a Honduras en primer lugar a nivel mundial por exportación de filete”, confirmó.

Este avance hizo que se desplazara al segundo peldaño a Ecuador, más atrás se colocan Costa Rica y Colombia.

Pero los beneficios de este producto no terminan ahí. La mano de obra generada solo en esta empresa fue de 1,600 empleos permanentes y por el crecimiento se proyecta que este año llegarán a 2,100 puestos de trabajo.

“Los empleos indirectos actuales son siete mil, pero la meta es crear unos 1,500 más. Este año además invertiremos unos 15 millones de lempiras para mejorar la relación laboral con los colaboradores, fortalecimiento al medio ambiente y comunidades”, anunció Alcerro.

Adicionalmente, se renovó el acuerdo colectivo con los empleados, lo cual significó una erogación de 26 millones de lempiras en beneficios salariales.

Pequeño productores

Los pequeños productores también están aportando al cultivo de la tilapia, pero lo hacen para el consumo nacional. Actualmente existen unos 1,500 productores artesanales que generan unas 950 toneladas métricas de carne y que están ubicados en Comayagua, Cortés, Olancho, Francisco Morazán y otras zonas del occidente del país.

Roberto Reinauld, director nacional de Digipesca, aseguró que el Gobierno está apoyando a estos empresarios.

“Tenemos un centro de investigación en Comayagua y allí es donde producimos los alevines, además hay un cuerpo técnico para darle asistencia a los productores que cada vez se ven más interesados en el cultivo del producto”.

Para este año se tiene como meta producir al menos 200 toneladas más de tilapia “la producción es bastante noble, no necesita mayor inversión”, explicó Renauld.

Como parte del apoyo, las autoridades están en la búsqueda de mayor ayuda para incentivar otros cultivos como el robalo, en el que se invertirán unos 200,000 dólares.