Cádiz (La Voz Digital). La esquilmación del atún rojo por la pesca masiva en el Mediterráneo y el declive del sector tradicional han sido dos de los acicates del proyecto que se pondrá en marcha en El Puerto de Santa María.

 

La iniciativa parte de la necesidad de dar alternativas a ambos sectores, actualmente en estado de declive, y consiste en la instalación de una granja de cría de alevines de atún rojo, una de las especies más valoradas en el mundo y que actualmente se captura en las cuatro almadrabas de la provincia.

Sin embargo, la propuesta de una empresa danesa es cultivar hatchery, o lo que es lo mismo, producir las crías desde las huevos y durante todo el proceso de crecimiento del animal. En esta filosofía estriba la innovación del proyecto, ya que hasta ahora existen granjas de atún en muchas zonas del Mediterráneo, incluido el Levante español, pero todas ellas se dedican exclusivamente al engorde de los atunes y no a la crianza. Esto será en una segunda fase del proyecto, que también contempla la comercialización de los peces, y en ella será fundamental la participación del sector, tanto de las cofradías pesqueras como de las almadrabas, ya que la ceba de los túnidos se realizaría en jaulas en alta mar.

La empresa danesa ha estado barajando varias zonas para su implantación calibrando una serie de requisitos como la calidad del agua y la superficie en tierra. Al final, se ha decidido por El Puerto, al considerar que era la que reunía las mejores condiciones.

Referente nacional

La empresa, de carácter acuícola, se instalará en el muelle de El Puerto de Santa María y se unirá así a otras iniciativas anteriores que eligieron esta ubicación, perteneciente al dominio público de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz, para este tipo de actividades. Entre los precedentes destacan el de una piscifactoría promovida por la firma Aqua Culture Cádiz SL que ocupará una parcela de 219.000 m2 en la dársena portuense y que prevé comenzar sus trabajos en el segundo semestre del año. A este proyecto hay que sumar el de Fitoplactum Marino, que se instaló en 2004 y que ha sido pionero en la creación de microalgas, que es precisamente con lo que se alimentan estas crías de peces. Este panorama hace que El Puerto se esté convirtiendo en referente acuícola y piscícola nacional al instalarse en esta localidad varias empresas especializadas del ramo.

Según aseguraron fuentes cercanas a la negociación, el proyecto de la granja de atún rojo, que está en sus trámites jurídicos, tendrá unas dimensiones e inversión similar, aunque su relevancia radica en ser una experiencia nueva a nivel mundial y en las expectativas que generará para la pesca española. Además, la iniciativa tiene un importante componente de investigación e innovación que también la distingue de otros negocios anteriores.

Fuente: http://www.lavozdigital.es