Por: Enrique Gutiérrez  
Guasave (El Debate). La sobreproducción de camarón en el estado de Sinaloa genera una serie de problemas en la comercialización del crustáceo y una manipulación a la baja del precio por parte de los compradores.

 

El presidente del Instituto Sinaloense de Acuacultura (ISA), Roberto Arozemena, expresó que solamente les queda a los productores la opción de organizarse para enfrentar los problemas generados por los bajos precios.

Lo más lamentable es que los grandes compradores se unen para establecer los precios, pagando a bajo costo y vendiendo caro al consumidor.

Arozemena consideró que es injusto que mientras el productor durante varios meses trabaja y arriesga su capital el intermediario en menos de 24 horas obtiene utilidades todavía mucho mayores.

Ni siquiera se puede hablar de que con el sacrificio que se hace en el precio el acuacultor está ayudando a elevar el consumo del crustáceo, pues el camarón continúa llegando caro al consumidor.

Organización. El presidente del ISA añadió que se requiere la integración de un organismo para pignorar la producción de camarón, con el compromiso muy serio de los productores de no vender su cosecha.

Esto podría funcionar con el respaldo del gobierno federal mediante una inversión inicial.

Buen año. "Este año empezó muy bien en cuanto a rendimientos, e incluso en precio, pero lamentablemente se ha ido cayendo", dijo al respecto Óscar Cárdenas, presidente de Sanidad Acuícola en Guasave Sur.

El año pasado, el rendimiento por hectárea fue en promedio de una tonelada, y en el presente se ha incrementado en 300 kilogramos.

El problema más serio no es de producción, sino de comercialización.

Fuente: http://www.debate.com.mx