Existe preocupación entre los productores de catfish, en el Delta de Mekong, debido a la prohibición del incremento de los volúmenes de crianza de esta especie. La mayor parte de los productores han invertido en la ampliación de sus granjas, pero en zonas destinadas para otras actividades económicas.

 

De acuerdo con Duong Nghia Quoc, director de Dong Thap Province’s Agriculture and Rural Development Department, el incremento en el precio del catfish motivó a que muchos productores compren terrenos para criar catfish, lo que generó dificultades para controlar el número de productores.

Esto es un problema creciente, según la presidente de Dong Thap Province People’s Committee Le Minh Hoan. En los primeros seis meses de este año, las áreas dedicadas a la crianza de catfish excedían las 1 000 has, y se continua con la construcción de estanques no autorizados.

Para An Giang, el área acuática dedicada a la crianza de catfish alcanzó las 1 400 ha en la provincia, de estas solo 200 has han sido autorizadas, según el Director of the province’s Fisheries Department Nguyen Van Thanh.

Esto ha provocado que el Ministerio de Pesca y las provincias locales trabajen juntos para generar una estrategia que promueva el desarrollo sustentable de la acuicultura, pero la información no esta viene especificada, indicó Duong Tan Loc, presidente de la Fisheries Association en Can Tho.

Asimismo, se han generado disputas entre los productores locales y las empresas procesadoras de alimentos, por el precio del catfish.

En la actualidad el Delta del Mekong, tiene 70 empresa procesadoras, con una capacidad anual de cerca de 1.5 millón de toneladas.  

Fuente: Viet Nam News