Machala (El Comercio). Un ejemplar de camarón de 79 gramos de peso le dio a la empresa pesquera Mar y Cielo el título del Rey Langostino.

 

El premio al mejor ejemplar del crustáceo cultivado en cautiverio se entregó el miércoles por la tarde en Santa Rosa, como epílogo de la tradicional Feria Nacional del Langostino, que desde hace 28 años se celebra en esa localidad.

Durante la exposición de sector camaronero y acuícola en general, la empresa Mar y Cielo se adjudicó el primer premio, con un crustáceo cuidado y alimentado exclusivamente para el concurso.

Según el consenso de los jueces, el animal seleccionado cumplió las expectativas en cuanto a  peso, tamaño y características fisiológicas consideradas ideales.

Isaura Fajardo, gerente de la empresa y  quien recibió  el reconocimiento del Langostino de Oro, explicó que el camarón triunfador fue escogido de entre un grupo de 200 ejemplares seleccionados. Sus características eran ideales para esta  competencia.

La pesquera Mar y Cielo es la cabeza de un grupo de empresas dedicadas al cultivo y comercialización de camarón y mariscos en general, con áreas de cultivo en Guayas y El Oro, de propiedad de la familia Fajardo, oriunda de Zaruma. Mar y Cielo, que actualmente solo comercializa su producción a empacadoras y exportadoras de Guayas, prevé emprender en exportaciones directas desde el próximo mes.

El segundo puesto del concurso, el Langostino de Oro y Plata, recayó en  la camaronera Crustamar, con áreas de cultivo en Santa Rosa y Arenillas. En el ejemplar seleccionado primó, de acuerdo con el Jurado, la presencia física por sobre el peso del animal.

El Langostino de Plata, el tercer lugar, fue a manos del grupo orense Grucam. Enrique Argudo, gerente de la firma, indicó que el langostino ganador, de 64,2 gramos de peso, provino de la camaronera Hualtaco, de su propiedad.

La Feria Nacional del Langostino que se desarrolla la última semana de agosto en Santa Rosa –localidad donde se originó la crianza del camarón en cautiverio-, ha decaído en presencia por la poca convocatoria de los recientes años. Este año hubo menos de 10 expositores.

Fuente: http://www.elcomercio.com