(La Hora). Entre los diferentes ámbitos en los que los tungurahuenses buscan consolidar su economía ahora se encuentra la piscicultura, sobre todo en los cantones de Mocha, Patate y Pelileo.

 

“Hasta ahora en el área de piscicultura el ministerio de agricultura capacita a asociaciones y grupos de interés en lo que se refiere a aspectos generales del cultivo de trucha”, indicó Carla Crespo, técnica en Piscicultura de la Dirección Provincial del Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (MAGAP).

Más de 100 personas son beneficiarias de esta capacitación, quienes tienen tendencia a cultivar en su mayoría la trucha ‘arco iris’ por ser la especie más comercializada a escala nacional e internacional.

“Pretendemos que todo piscicultor conozca las principales características anatómicas y fisiológicas de la especie que va a cultivar, conociendo y manteniendo su relación con el ambiente y satisfacer las expectativas”, comentó.

El interés por desempeñar esta actividad comercial va en incremento, así el 70 por ciento de las personas capacitadas ya aplican los proyectos que incluso se interrelacionan con el turismo.

Recomendaciones
Para infundir el comercio como tal es necesario que los piscicultores conozcan sistemas de cultivo, tipos de cultivo, plan de producción y establecer la infraestructura.

Para que el negocio tenga ganancia lo recomendable es iniciar con al menos cinco mil alevines (primer estado de la trucha).

El ciclo de producción dura ocho meses y luego se puede sacar el producto. Entre los estados de la trucha están: alevines, pre-juveniles, juveniles y adultos.

La trucha macho alcanza su estado de reproducción a los dos años, y la hembra a los tres años y puede llegar a ovular hasta dos mil 500 huevos, con un 20 por ciento de mortalidad.

Fuente: http://www.lahora.com.ec