Por: Carlos Domínguez
(El Golfo Info). A más de medio siglo de haber entrado por primera vez a las Américas, la mojarra tilapia ha invadido el mercado veracruzano afectando a los acuicultores de la región, con precios más bajos que el producto local, pero con una dudosa calidad.

 

Las mojarras criollas desplazan a las especies traídas de China, Taiwan y Tailandia, que por su menor precio tiene gran demanda a pesar de los probables riesgos que pudiera tener su consumo.

ACUICULTORES, LOS AFECTADOS

Entrevistado al respecto, el Presidente de la Asociación de Pescadores Ribereños Media Altura Acuacultura y Permisionarios del Estado de Veracruz, Ingeniero, Rosendo Quintana de la Cruz quien representa a nivel estatal a cerca de 12 mil socios y a nivel zona sur-sureste a 712 agremiados, dijo que el 20% de sus socios se dedica a la acuacultura siendo éstos los directamente afectados por la importación de tilapia.

La introducción de mojarra taiwanesa no afecta en sí a los pescadores que expenden productos del mar, pero al sector acuícola le afecta mucho porque es una competencia desleal, aparte de que el producto que traen de Taiwan, Tailandia y China, es refrigerado por lo que llega al mercado de Veracruz, con tres o cuatro meses de refrigeración.

DUDOSA CALIDAD

El presidente de los pescadores pone al descubierto que debido a que “en esos lugares –de donde los traen- los estándares de calidad son muy bajos, automáticamente no tienen ningún tipo de calidad en cuanto a sanidad acuícola, como la que tenemos aquí en México”.

Aparte de eso, el crecimiento del animal chino es mucho más rápido porque manejan algunos tipos de hormonas, y esto es bien sabido por las autoridades mexicanas, para hacerlas crecer lo más rápido posible.

Pero además, el costo de la producción es más ligera en esos países que aquí en México, por eso lo hace mucho más barata.

El hecho de que se utilicen hormonas en la cría de las especies puede afectar la salud del consumidor, y eso está comprobado, porque se usan productos químicos como la 17 Alfa metiltetosterona, que trae cantidades exageradas de hormonas y puede haber cambios hormonales si se consumen en grandes cantidades, advierte.

SEXUALIDAD EN RIESGO
Pero además, y aún cuando no está comprobado, el consumo de la mojarra de importación podría afectar la sexualidad de los varones, porque estamos hablando de que usan mucha tetosterona, indicó Quintana de la Cruz.

Es sabido que en la producción de mojarra se utilizan agentes químicos para cambiar el sexo de las hembras, para convertirlas en machos ya que éstos crecen con mayor rapidez y alcanzan mayor peso, lo que se requiere para su venta.

Estos productos químicos, podrían afectar la sexualidad de los hombres consumidores de mojarras criadas en estas condiciones.

CUATRO AÑOS EN MEXICO

Recuerda el ingeniero, Quintana que la mojarra taiwanesa comenzó a entrar a México hace cuatro años por el estado de Colima.
De ahí se extendió a varios estados de la república, pero actualmente se sabe que este producto entra a México por el Puerto de Veracruz, vía marítima.

Pero lo más curioso es que hay una triangulación, porque sabemos que de China y Taiwan llega a Estados Unidos y de ahí a México.

No llega directamente a Veracruz desde China, sino por Estados Unidos, pero lo curioso es que no se queda nada en Estados Unidos, porque sus estándares de calidad son superiores a los de México. Como quien dice, aquí nos vienen a tirar todo el desperdicio que no quieren en Estados Unidos.

El representante pesquero dijo desconocer quienes son los introductores que tren ese producto a México; aquí desconocemos los nombres de los introductores porque son a nivel nacional, explicó.

Quintana de la Cruz hace saber que la mojarra taiwanesa llega al mercado mexicano como a 12 pesos el kilo, mientras que el producto nacional está entre 16 y 17 pesos a precio de introductor.

Al público la mojarra de importación se vende alrededor de 25 pesos el kilo y la nacional a 30 pesos.

Este tipo de comercio le compete directamente a Sanidad Acuícola, a la Secretaría de Salud y la Jurisdicción Sanitaria, pero además hay un departamento en el estado que de forma directa maneja el licenciado, Juan Carlos Zamorano Morfín, apuntó el entrevistado.

Pese a ello, las autoridades sanitarias nada hacen al respecto y la mojarra taiwanesa sigue invadiendo el mercado local, desplazando a los productores acuícolas locales.

Fuente: http://www.elgolfo.info