SANTIAGO (Economía y Negocios).- "No hubo daños, aparentemente el virus es mucho menos virulento que el de Noruega y se tomaron medidas sanitarias de acuerdo con Sernapesca, que son del mismo tamaño que las que se toman en Noruega y Canadá para un virus mucho más fuerte", dijo categórico el presidente de SalmonChile, César Barros, frente al brote de virus ISA detectado en centros de cultivo en Chiloé.

 

Según la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), hasta fines de agosto habían muerto unos 220.000 salmones de los 590.000 casos detectados en la zona afectada, mientras que había sido sacrificados poco más de 1 millón.

"No se han detectados nuevos centros y no ha habido contagios. (El aumento de las muertes) no es necesariamente por el ISA, pero se están tomando todas las medidas. Está todo bien, no ha habido está explosión sanitaria que hubo en otros países", aseguró Barros.

"Las medidas son cuarentenarias, que obviamente implica mayores costos de transporte, por que no pueden entrar barcos, y moverse en esa zona, son difíciles de calcular, por que es un costo logístico, y el costo del tratamiento del caligus es caro, pero está dentro de los rangos normales y no afecta a la industria en forma importante", añadió.

Fuente: http://www.economiaynegocios.cl