Por: Silvia Alguacil

(Andalucía Investiga). Entre las prioridades para el desarrollo mantenido de la acuicultura, se encuentra la diversificación de especies, esto es, el aumento del catálogo de las mismas susceptibles de ser producidas de forma regular en cantidades apreciables, con el fin de ampliar la variedad de la oferta en el mercado.

 

Dentro del interés general que existe acerca de la búsqueda de nuevas especies de peces cultivables, merece especial atención el esturión. Constituye un preciado animal del que todo se puede aprovechar (piel, cartílago, carne y, por supuesto, sus huevas). Además existe un interés científico por su antigüedad filogenética, son peces condrósteos que aparecieron en el Devónico y aún continúan formando parte de la forma actual.

Es por esto que un grupo de científicos de la Universidad de Granada del departamento de Biología Animal y de Biología Celular, junto con el departamento de I+D de la empresa Piscifactoría Sierra Nevada (Riofrío, Granada) se encuentran inmersos en el estudio de dicha especie de gran interés en la acuicultura.

Estos científicos determinan las actividades enzimáticas digestivas y metabólicas de estos animales en situaciones de ayuno y en respuesta a la alimentación con diferentes dietas. Además de conocer los parámetros fisiológicos en reposo también están estudiando qué ocurre con estos animales ante distintas situaciones de estrés. También analizan la fisiología sensorial, que en la mayoría de los peces les proporciona la información más relevante para la localización y captura de su alimento.

El interés de la ciencia se ha volcado en ellos por una doble razón. Por una parte, algunas de las especies han empezado a ser objeto de explotación directa mediante acuicultura para la producción de carne y caviar, y por otra, el estado de alto riesgo en que se encuentran las poblaciones naturales de muchas de sus especies ha desatado el interés por su intento de recuperación en numerosos países.

Colaboración empresarial

En cuanto a producción, la única empresa que se ha volcado intensamente en esta línea y con la especie autóctona A. nacarii es la Piscifactoría Sierra Nevada, S.L. de Riofrío (Granada). Esta empresa inició sus actividades con el esturión en 1987 y su comercialización a partir de 1996.

Según explica Ana Sanz, han realizado diversos proyectos de investigación desde hace una década. Esto les ha permitido obtener una aproximación al conocimiento de las necesidades nutritivas. Han establecido dos fórmulas alimenticias con resultados mejores que cualquiera de las existentes en el mercado y con la concesión de una patente. Además de encontrar la metodología más adecuada para el cultivo del esturión en agua salada.

“Disponer de un animal en cultivo que, hasta no hace mucho tiempo, sólo se podía encontrar en su medio natural, abre unas posibilidades de estudio inmensas y cualquier trabajo que se realice resulta totalmente novedoso”, indica Ana Sanz.

“El objetivo general del proyecto es continuar con los estudios que iniciamos en un anterior proyecto de investigación básica, que acaba de finalizar, para completar los estudios que venimos haciendo de fisiología nutritiva aplicada a una optimización del cultivo del esturión (A. nacarii), con otros básicos que ayuden a sentar las bases biológicas y funcionales de esta especie de pez enigmática y ancestral”, explica la responsable de la investigación.

Para el sector productivo de la acuicultura este estudio supone una mejora interesante, ya que al incidir en el conocimiento sobre distintas facetas, hoy desconocidas, de la biología y la fisiología del A. naccarii, esto facilitará su cultivo.

Más información:

Ana Sanz Rus
Telf.: 958243243
Fax: 958243238
E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Fuente: http://www.andaluciainvestiga.com