La acuicultura basada en la captura daría a los alimentos de origen acuático noruegos una gran ventaja competitiva. Sin embargo, un estudio sobre la incertidumbre acerca de la rentabilidad que los pescadores obtienen por los peces vivos, fue presentado por un estudio de la Fiskeriforskning.

 

Existe un incremento en la demanda por pescado fresco. Sin embargo, las grandes fluctuaciones estacionales en la pesca conducen a grandes periodos con insuficiente abastecimiento de productos pesqueros frescos.

La acuicultura basada en la captura se viene convirtiendo en una importante solución para alcanzar el abastecimiento continuo. A pesar de esto, las estadísticas de 2006 muestran una reducción en la cantidad de bacalao vivos desembarcados.
 
De la cuota anual de alrededor de 212 000 t, solo 800 t despachados como vivo, aun cuando el precio promedio fue un 25% más alto que con los métodos tradicionales.

El estudio realizado por la Fiskeriforskning para la Fishery and Aquaculture Industry Research Fund, mostró que la incertidumbre acerca de la rentabilidad conduce a que los pescadores elijan los métodos tradicionales de captura.

El gobierno viene preparando una estrategia para incrementar el comercio de pescado fresco en la industria. Uno de los medios de la propuesta es incrementar la cuota de bacalao en 10%, cuando el pez es comercializado vivo.

“El efecto de esto es que el pescador perciba esto como económicamente atractivo, en comparación a los métodos de capturas tradicionales” dijo Hermansen.

Fuente: Fish Up Date