El proceso de certificar los productos de la acuicultura de moluscos, que representa un cuarto de la producción de la acuicultura mundial, fue el motivo para reunir a productores, compradores, científicos y otros interesados en Oregon, para discutir los estándares para el eco-etiquetado de ostras, almejas, mejillones y ostiones.

 

Más de 40 personas, principalmente de noroeste del Pacifico, se reunieron en el primer encuentro de Mollusc Aquaculture Dialogue; se realizaran otras tres reuniones en North Carolina, Florida and Rhode Island durante los próximos siete meses.

“La acuicultura de moluscos provee una gran oportunidad para la certificación” dijo la Dr Sandra Shumway de la University of Connecticut’s Department of Marine Sciences. “Este es sustentable, provee alimentos saludables y servicios positivos al ecosistema, e incrementar las economías locales. El dialogo de moluscos provee una oportunidad única para que los miembros de la industria trabajen con la WWF en la identificación  de estándares medibles que ayuden a mantener y promover la sustentabilidad. Estoy feliz de ser parte de este esfuerzo”.

Los participantes del encuentro discutieron los objetivos propuestos del dialogo, los cuales eran desarrollar e implementar estándares que minimicen los efectos negativos potenciales de la acuicultura de moluscos. Ellos también discutieron los objetivos potenciales del dialogo, incluido la diseminación de la información entre los participantes del dialogo.

“La acuicultura de moluscos es uno de los mejores tipos de acuicultura en el mundo, debido a su bajo impacto en el ambiente” expresó Jose Villalon, director del Programa de Acuicultura de la WWF. “Pero hay cosas que deben evaluarse y estamos trabajando con nuestros socios para hacer esto”.

Para mayor información sobre los moluscos y los diálogos de WWF visite www.worldwildlife.org/aquadialogues.

Fuente: Fish Farmer