(Agencia Xinhua). Shanghai, la mayor metrópoli industrial y comercial de China, está dispuesta a permitir el consumo de pez globo, según anunciaron las autoridades locales de salud pública.

 

"Las autoridades estatales de salud pública están elaborando un plan para permitir el consumo de orbe en algunas regiones de China y Shanghai es una de las ciudades en prueba", señaló Wang Longxing, director de la administración de alimentos y medicamentos, citado hoy por el diario "China Daily".

 

En la actualidad, níngún restaurante en Shanghai puede vender legalmente pez globo, indicó Wang, quien subrayó que quienes ofertan este tipo de pescado lo hacen violando las normativas de la administración de salud pública.

 

El pez globo, también conocido como "fugu", es famoso tanto por su toxicidad como por su exquisita carne. El año pasado dos personas fallecieron tras consumir pez globo en Shanghai.

 

"La toxina se encuentra principalmente en los órganos internos del pez, la piel, la sangre y la cabeza", explicó Yang Xianle, profesor de la Universidad de Biología Marina de Shanghai.

 

El pez globo es una especie ampliamente criada en las provincias de Jiangsu y Zhejiang y, en términos generales, en el sur de China. La especie logra un buen precio en el mercado estos días. Si bien en Shanghai la legislación dificulta su consumo, es fácil encontrarlo fuera de la ciudad.

 

"Normalmente el pez globo de piscifactoría es seguro", sostuvo Yang, quien es habitualmente invitado a degustar el manjar en las viviendas de los productores.

 

En la calle, sin embargo, la reacción ante la posibilidad de consumir el pescado no es muy positiva, a pesar de su posible legalización. Entre negativas en redondo también pueden escucharse bromas como: "Si el jefe de cocina lo come delante de mí, media hora más tarde quizá lo probaría".