LA HABANA (Diario Granma).- La empresa pinareña PESCARIO se ubicó a la vanguardia entre las de su tipo en el país, al capturar mil 170 toneladas de pescado de agua dulce, con lo cual venció su programa extractivo del actual año.

 

El 70 por ciento de ese volumen procede de estanques y jaulas colocadas en estaciones de alevinaje y presas, donde se cultivan de forma intensiva los ciprínidos y tilapias, mientras el resto responde a las clarias aportadas por lagunas costeras y red de canales de dos municipios de Vueltabajo.

En estos resultados destaca los esfuerzos de Cuba para garantizar las artes de pesca y potenciar la atención al hombre, lo que contribuyó a la elevación del nivel productivo con destino a la captación de divisas en el mercado foráneo y la industria local, principalmente.

El propósito de los pescadores es arribar, con mil 400 toneladas del alimento, al aniversario 49 del triunfo de la Revolución.

Por otra parte, a la flota langostera pinareña le resta para cumplir los pronósticos anuales alrededor de 300 toneladas del crustáceo, de un plan ascendente a mil 723.

Los atrasos están dados por la poca manifestación de la especie en estos meses finales del año, cuando es usual la llamada "arribazón", sin embargo los hombres del mar están optimistas y no renuncian a sus compromisos productivos.


Pinar del Río es la provincia que mayor cantidad de producciones aporta a Pesca Cuba y La Coloma posee una de las más modernas y económicas industrias de América Latina, en la cual se procesa la langosta que tiene como destinos principales a Japón y Canadá.

Fuente: http://www.granma.cubaweb.cu