MANAUS.- El apoyo a la pesca de peces ornamentales en el Amazonas esta garantizado por el gobierno federal este año, informó en Ministro de la Secretaria Especial de Aqüicultura e Pesca, Altemir Gregolin.

 

El sábado 26, durante el Festival de Peixes Ornamentais, uno de los más importantes en el sector, el ministro informó que el gobierno pretende implementar el Programa Nacional de Apoio ao Desenvolvimento da Aqüicultura Ornamental. La medida atiende la necesidad de ordenamiento y de desarrollo de la actividad en el país.

Entre las acciones planteadas para la pesca y el cultivo de peces ornamentales esta la mejora de la infraestructura de producción y la necesidad de alfabetización y capacitación de los pescadores. Según Gregolin, en unos 80 días los proyectos técnicos deben estar culminados para que los recursos empiecen a ser entregados durante este año.

“La idea es mejorar el proceso de captura y comercialización de estos peces. Las propuestas están siendo consolidadas para que podamos implementar este plan. Para esto vamos a apoyar la organización y capacitación de los pescadores, con inversión en infraestructura” dijo el ministro.

Para el ministro el Amazonas es un estado prioritario, de gran importancia para la pesca en la región. El Municipio de Barcelos a previsto inversiones federales de mas de R$ 1 millón (US$ 560 000). En Manaus se viene invirtiendo R$ 13 millones (US$ 7 millones) en la construcción de un terminal pesquero. “También estamos invirtiendo en la construcción de 14 instalaciones de comercialización de alevinos en el interior, para permitir la reproducción artificial de peces en el estado” afirmó Gregolin, en entrevista a Agencia Brasil.

Gregolin destacó la posibilidad de que la crianza sea un sello que identifique a los peces ornamentales provenientes del Amazonas, y que podrá contribuir a que el producto sea más valorizado en el mercado exterior. “Si conseguimos tener un sello que identifique estas especies como originarios de la Amazonia, esto seguramente va a mejorar los valores de comercialización de estos peces, sobre todo en los procesos de exportación” informó Gregolin.

En el estado, la pesca de peces ornamentales es una fuente de ingresos para cerca de 10 mil trabajadores. Barcelos es el mayor polo de captura de este tipo de peces en el país. Entre los principales problemas esta la criminalización de la actividad, la exportación y la pesca predatoria. La Secretaria  apunta a que el país este entre los más importantes proveedores de especies de clima tropical y su mayor producción proviene de capturas. Actualmente los peces de captura son los más exportados, en cuanto a los de cultivo están presentes en el mercado interno. La legislación brasileña permite la extracción para fines comerciales de 172 especies de aguas continentales y 135 marinas.

Fuente: Agencia Brasil