El gobierno federal dio inicio al aprovechamiento de las aguas de la unión para la crianza de pesces, actividad que debe alcanzar una producción nacional de más de 400 000 t en un plazo de cuatro años, y generar por lo menos 300 000 empleos directos e indirectos. Los procesos de licitación están en curso para conceder la cesión de uso de las agua a los futuros productores.

 

En abril, la Secretaria Especial de Aqüicultura e Pesca (SEAP) lanzará la selección para seleccionar las familias que recibirán los lotes de agua del reservorio de Castanhão (CE) para criar peces. Ellos podrán usar las aguas de los dos más grandes reservorios del país para criar peces en jaulas.

Destinada a la inclusión social de los moradores de las comunidades tradicionales del entorno, como pescadores artesanales, ribereños y asentados, la cesión será gratuita y tendrá un periodo de vigencia renovable  de 20 años. “La entrega de los primero títulos de cesión de uso en Itaipu es un hecho histórico para la pesca y acuicultura en el Brasil. Estamos abriendo una nueva frontera de la agropecuaria brasileña, extremadamente promisoria desde el punto de vista de la producción y de la generación de empleo” afirmó Altemir Gregolin, ministro de SEAP.

La semana anterior, el mismo proceso de cesión de las agua de la unión para la acuicultura fue concretizado en el reservorio de la Hidroeléctrica de Itaipu (PR), en donde 73 familias de pescadores artesanales, ribereños e indígenas del entorno recibieron los títulos de cesión de uso de agua.

Licitación

La entrega de los títulos fue realizada por el presidente Luiz Inácio Lula da Silva y por el ministro de SEAP. Las familias fueron seleccionadas a partir de una licitación semejante a la que se realizará en Castanhão. Uno de los dos criterios de selección fue la renta familiar, que debe ser inferior a cinco salarios mínimos.

Otra licitación, que ya esta en curso en Pernambuco, se refiere a un área de 2.4 has de espejo de agua en el reservorio de Moxotó, municipio de Jatobá. La cesión será onerosa (por más valor). El plazo de presentación de las propuestas finaliza el 15 de abril.

Durante este año, otras áreas serán licitadas por la SEAP en el litoral y en los grandes reservorios de la unión (como Tucuruí, Furnas, Três Marias y Ilha Solteira), en donde los estudios vienen siendo realizados para delimitar los parques acuícolas. Los parques son espacios destinados a la producción de pescado dentro de los reservorios, con áreas de producción demarcadas a partir del análisis de viabilidad ambiental, social y económica. Los estudios coordinados por el SEAP cuentan con la participación de la Secretaria do Patrimônio da União (SPU), MMA/Ibama, Agência Nacional das Águas (ANA), Marinha u órganos estatales de medio ambiente.

Fuente: Secretaria de Comunicação Social da Presidência da República