Cangas (La Voz de Galicia). La cofradía de pescadores de Cangas proyecta la creación en la ría de un arrecife artificial de producción para potenciar la cría de distintas especies. El plan es sólo, de momento, una idea que se basa en la experiencia de que instalaciones de este tipo concentran una gran variedad de peces y mariscos.

 

El gerente del pósito cangués dice que el primer paso será probar diferentes tipos de artefactos antes de elegir un formato concreto. No está decidida aún una ubicación ni la cofradía quiere hacer públicas las propuestas que se manejan al respecto. Bateas de erizos, navajas y percebes Otro de los proyectos de la cofradía canguesa es experimentar el engorde de pectínidos en batea, particularmente la zamburiña o volandeira. El pósito estudia también la posibilidad de probar el comportamiento de erizos, navajas y percebes en bateas para regular el mercado, manteniéndolos en estabulación en los períodos de menor demanda o peores precios y posterioremente poniéndolos a la venta cuando el mercado fuese más beneficioso.

Otro de los planes que la cofradía pretende poner en marcha es el de control y gestión del pulpo capturado con nasa. La idea es destinar una embarcación a esta labor, con el cometido principal de controlar las captura y el calamiento de las nasas fuera de los horarios permitidos.

Un tercer proyecto del pósito cangués es catalogar bancos profundos de almeja rubia inexplorados susceptibles de ser explotados con el «can» o endeño remolcado. La mayoría de las embarcaciones que se dedican al marisqueo a flote en la ría de Vigo trabajan con la vara. La pretensión es descubrir zonas más profundas en las áreas en las que no es posible utilizar este arte, pero sin embargo sí permiten su explotación con el endeño. Regenerar el arenal de O Señal para marisqueo a pie Uno de los proyectos más avanzados es la regeneración del arenal de O Señal para fomentar el marisqueo a pie en esta antigua playa. El plan requiere descompactar la arena existente y sembrar en ella almeja ( de las variedades fina, japónica y babosa). La pretensión es iniciar este mismo año la selección de 15 mariscadores. Para ello Costas tendría que autorizar el acceso por el viejo muelle de Ojea.

La cofradía de Aldán cuenta con una batea de acero donada por la empresa Marfrío en la que proyecta experimentar, en colaboración con la Universidade de Vigo y el centro de investigación de Toralla, el engorde de crustáceos ( como por ejemplo centolla, lumbrigante y santiaguiño), a los que se unirían las almejas y navajas.

Uno de los planes más consolidados es el de engorde de almeja. La cofradía de Moaña cuenta con una batea en la que engordará este año ocho millones de unidades de almejas para repoblar la ría. La de Cangas, junto a las de O Grove, A Pobra, Barallobre, Pontevedra y la cooperativa Cíes, proyecta un macrocriadero de semilla de almeja y la instalación de bateas para su engorde. La cofradía de Aldán dispone de una batea (una de las utilizadas por la empresa Pescanova en su frustrado proyecto de cría de rodaballo) para esta finalidad.

 

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es