MORELIA (Mi Morelia).- Un total de 2 mil 118 dólares fue la aportación que este día el Presidente de la fundación “Poecillia Scandinavia” Thue Grumm, entregó a la Facultad de Biología de la Universidad michoacana de San Nicolás de Hidalgo para que ésta, dentro de sus proyectos siga trabajando en la preservación del los peces goodeidos y de los cuales se tienen datos científicos de la existencia de 14 familias, 2 de ellas ya extinguidas en ambiente natural y otras en peligro de extinción.

 

Durante la pequeña pero significativa ceremonia, la directora de la dependencia nicolaita Tohtli Zubieta Rojas, señaló que la organización procede de Dinamarca y seleccionó el proyecto universitario por ser éste, de una gran importancia para la conservación de esta especie y dada la labor de investigación que realiza el laboratorio de acuacultura de la facultad, toda vez que las dos familias extinguidas en ambiente natural , aún se conservan en los laboratorios de la facultad.

Por su parte el presidente de la organización señaló que el monto de la aportación asciende a 10 mil coronas y el mecanismo para su uso y destino es la aportación directa a la cuenta universitaria para que de ahí en base a los informes financieros y de investigación se destinen los recursos para continuar con el trabajo , agregó que la organización en su país data desde 1974 , y las cuotas , son siempre utilizadas para apoyar proyectos de conservación .

La Biodiversidad con que cuenta nuestro planeta está constantemente amenazada por diferentes factores que destruyen, fragmentan o degradan sus hábitats. Esto amenaza las distintas especies habitantes del planeta
El trabajo con los peces Goodeidos ha sido de suma importancia ya que estos organismos son endémicos (es decir únicos en el mundo) y se encuentran en la zona del altiplano mexicano. Además gran cantidad de especies están sufriendo graves amenazas por las alteraciones a los cuerpos de agua, basta recordar que el sistema Lerma Chapala Santiago es uno de los mas contaminados del país.

Los peces Goodeidos tienen tamaño pequeño (aproximadamente 5 a 7 cm), y pocos posen colores vistosos, por lo que no han sido de importancia ni para el consumo humano, ni como peces de acuario y por ello tampoco han recibido mucha atención en los esfuerzos de conservación. No obstante, son parte de la biodiversidad de México y de Michoacán (con 21 especies de las 40 existentes), sino que además forman parte de nuestros ecosistemas acuáticos.

El laboratorio de Acuicultura se construyo en 1996, pero fue hasta 1997 que se inicio la implementación de los sistemas de aireación y filtración de los tanques interiores. No obstante, fue hasta 1998 que el personal empezó a hacer uso de las instalaciones y que se inicio un proyecto de conservación de peces Goodeidos mexicanos, se dio inicio a la construcción del sistema de filtración y aireación de los tanques exteriores y se construyen 40 acuarios y sus instalaciones y en ese mismo año se recibieron los organismos de las especies extintas del medio natural Zoogoneticus tequila y Skiffia francesae provenientes de Inglaterra las cuales fueron donadas por el Sr. Ivan Dibble.

A partir de entonces los investigadores que han trabajado con el programa de conservación de peces Goodeidos han tenido que buscar en diferentes instituciones apoyo para poder continuar y ampliar el programa de conservación de peces Goodeidos. Entre ellos se ha contado con la participación de personas y organizaciones extranjeras que han sido de invaluable ayuda para poder llevar a cabo el mantenimiento de la colección. Entre ellos podemos mencionar a FishArk, el Zoológico de Chester, Inglaterra y el grupo de acuaristas de Poecillia Scandinavia, quienes el día hoy personalmente nos visitan para hacer una aportación económica a la colección biológica de peces Goodeidos.

Fuente: http://www.mimorelia.com