Noruega viene invirtiendo en la investigación y crianza de erizos de mar con la finalidad de proteger a las poblaciones silvestres y satisfacer la demanda en el mercado.

 

“El erizo de mar es una nueva especie en la acuicultura” informo el científico Sten Siikavuopio de Nofima. “Si deseas tener éxito en la crianza de esta especie, debes conocer las condiciones en las cuales ellos crecen.”

Siikavuopio viene estudiando los erizos de mar por varios años con la visión de alcanzar la crianza rentable de los erizos de mar provenientes de la naturaleza y de aquellos criados desde larvas.

La gónada de erizo de mar es un manjar con alta demanda, pero las poblaciones de erizo de mar silvestres son sobrecapturadas y la población se viene reduciendo significativamente. La crianza de erizo de mar proveerá una oportunidad para satisfacer la demanda y, al mismo tiempo, contribuir a la protección de las poblaciones silvestres que aun quedan.

“Se necesitan resolver varias de cosas antes de que se pueda lograr la crianza de erizo de mar” dijo Siikavuopio.  “¿Qué tecnología usar?, ¿Qué temperatura y calidad de agua?, ¿Qué comen? y ¿Cuánto espacio necesitan? A través de nuestra investigación, nosotros adquirimos conocimiento de estos, pero aun hay cosas que necesitamos conocer.”

En un periodo de tres años, Siikavuopio estudio el comportamiento del erizo de mar con la finalidad de encontrar las condiciones óptimas de crianza. Durante este tiempo, Siikavuopio descubrió que el comportamiento del erizo de mar es extremadamente impredecible, lo cual lo hace difícil de criar.

Fuente: Fish Farmer