(Diario Bahía de Cádiz).- El Centro Tecnológico de Acuicultura de Andalucía (CTAQUA), en El Puerto, va a firmar un acuerdo de colaboración con la empresa Mar de la Línea para impulsar el cultivo del mejillón en el litoral andaluz y estudiar la viabilidad de desarrollar proyectos que adapten el modelo gallego a las particularidades de Andalucía. La producción andaluza de mejillón ronda las 1.000 toneladas, aunque se incrementará en los próximos años tras la concesión de 22 licencias para este cultivo.

 

El Centro Tecnológico de Acuicultura de Andalucía (CTAQUA), miembro de la Red de Espacios Tecnológicos de Andalucía (RETA), impulsada por la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa de la Junta, estudia poner en marcha un proyecto que mejore las condiciones en las que se desarrolla el cultivo del mejillón en el litoral andaluz.
 
CTAQUA es un Centro Tecnológico ubicado en El Puerto que pretende impulsar la I+D+I y la transferencia de tecnología en las empresas del sector de la acuicultura y afines de Andalucía, facilitando el acceso de las empresas a programas de investigación y desarrollo con el fin de incrementar su competitividad.
 
El gerente de CTAQUA, Juan Manuel García de Lomas, explica en una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz que la importancia de este estudio “radica en que la producción de mejillón en las costas andaluzas aumentará mucho en los próximos años, debido fundamentalmente a las 22 licencias que la Consejería de Agricultura y Pesca ha concedido para polígonos de cultivo de esta especie”.
 
Actualmente, la producción de mejillón en las costas andaluzas se limita a unas 1.000 toneladas al año, frente a las 240.000 toneladas que se producen en Galicia, comunidad líder en la producción de mejillón en España. La producción de este cultivo en Andalucía está liderada, sobre todo, por la empresa Mar de la Línea, aunque su experiencia ha demostrado que el modelo de producción gallego, que es el que se sigue actualmente, no es totalmente aplicable en Andalucía, por las particularidades y diferencias de ambas costas.
 
CTAQUA va a firmar un acuerdo de colaboración con la empresa Mar de la Línea para impulsar el cultivo del mejillón en el litoral andaluz y estudiar la viabilidad de desarrollar proyectos que adapten el modelo gallego a las particularidades de Andalucía.
 
El Centro Tecnológico portuense está desarrollando ya algunos proyectos de investigación para mejorar la producción de mejillón en Andalucía, entre ellos, uno de búsqueda de nuevas estructuras materiales para la crianza del mejillón, más adaptadas a las particularidades del litoral andaluz. El Centro investiga también la posibilidad de modificar la actual presentación del mejillón, buscando embalajes que sirvan para diferenciar el producto.
 
La presencia de mejillón en el medio natural ha sido una constante, aunque hasta hace muy pocos años no se ha desarrollado una producción controlada y a gran escala. En Andalucía, ha sido la empresa Pescados y Mariscos Mar de la Línea la que inició recientemente este proceso.
 
La producción del mejillón en Andalucía se lleva a cabo en balsas flotantes que se denominan bateas, en la actualidad construidas con los mismos materiales y estructura que las bateas gallegas, comunidad líder en la producción del mejillón en España, a pesar de las diferencias existentes entre el  andaluz y el gallego. Los principales criaderos de este molusco en Galicia se localizan en las rías bajas, zona marítima que se caracteriza por la calma y la ausencia de marejadas. En Andalucía, en cambio, es continua la presencia de corrientes y oleajes en la costa, lo que dificulta el mantenimiento de los equipos de cultivo y afecta a su resistencia y durabilidad.
 
El sector de la acuicultura andaluza está formado por unas 70 empresas que facturan unos 60 millones de euros al año y mantienen 1.500 empleos directos y unos 3.000 indirectos. La actividad se concentra fundamentalmente en dos ejes, Huelva-Cádiz-Sevilla, con un 70 por ciento del total de actividad, donde la acuicultura se realiza sobre todo en zonas inundables y se suelen cultivar moluscos, almejas, ostras y crustáceos como el camarón y el langostino; y en la zona de Málaga-Granada-Almería, donde se cultiva en jaulas en el mar y se dedican, sobre todo, a viveros de peces y a bateas de mejillón.

Fuente: http://www.diariobahiadecadiz.com