OHIO.- Con la ayuda de la genética, los piscicultores de Ohio podrán ser capaces de criar la mejor perca amarilla, con el potencial de incrementar la producción en 50% sobre los estándares actuales.

 

Los acuicultores de la Universidad Estatal de Ohio, en OSU South Centers en Piketon, están analizando los rasgos genéticos de las líneas de perca amarilla, luego de cruzar a las que exhibían las mejores tasas de crecimiento y tenían pocas similaridades genéticas. Después de dos años de investigación, los datos de la primera generación que se cruzo mostro que los peces crecieron de 28 a 54% mas rápido que los peces control. El objetivo de la investigación es mejorar genéticamente los reproductores de perca amarilla.

“La perca amarilla es una importante especie de pez para la industria de la acuicultura en Ohio, pero el mayor problema para la industria de perca amarillas es el relativo lento crecimiento de las actuales poblaciones en cultivo” dijo Han-Ping Wang, director de la Ohio Aquaculture Research and Development Integration Program. “Nuestro objetivo es ayudar a los productores a criar peces mas grandes. Los peces mas grandes significan mas dólares.”

Wang y sus colegas están consiguiendo este objetivo mediante el uso de la nueva tecnología de marcadores genéticos, que mejoran los métodos tradicionales de reproducción. El Aquaculture Genetics and Breeding Lab en Piketon, el primero en su tipo en el oeste medio, permite a los investigadores trazar el linajes de los padres a la descendencia, de esta forma cuando los peces no relacionados genéticamente exhiben las mejores características de crecimiento estos son reproducidos.

“Para la selección tradicional, para criar 150 familias, debes tener 150 tanques individuales, pero esto no es posible. Con la tecnología del marcador, todas las familias pueden ser criadas en el mismo estanque o tanque. Cuando los peces alcanzan el tamaño de cosecha, los mejores peces o candidatos de diferente familias pueden ser identificados con el análisis de parentesco a través del uso de la identificación genética” dijo Wang.

Fuente: Ohio Farmer