(El Universo).- “El desarrollo de la actividad acuícola de manera rural es uno de los compromisos del Gobierno, a fin de que esta  se transforme en una fuente de alimento para los pequeños acuacultores de la Costa, Sierra y Oriente”, refiere Guido Coppiano Intriago, subsecretario de Acuacultura.

 

El funcionario explica que la Subsecretaría propenderá el desarrollo de esta actividad y “hay el compromiso y los recursos para canalizar préstamos a los pequeños acuacultores  que se quieran dedicar a la piscicultura”. Estos préstamos se realizarán a través del Banco del Estado (BEDE) o del Banco Nacional de Fomento (BNF).

El crédito será de hasta  8.000 dólares por cada acuacultor pequeño que lo pagará  en un plazo flexible, con periodos de gracia y una tasa de interés preferente, aclara Coppiano. El apoyo está enfocado además en lo logístico, técnico, capacitación y proyectos.

Fuente: http://www.eluniverso.com