(Terra.es). El proyecto de piscifactoría en Santiago de Tormes, que promueve la Consejería de Medio Ambiente sobre una antigua instalación de este tipo, recibió hoy el visto bueno de la Comisión Territorial de Urbanismo de la Junta, informó la Delegación Territorial.

 

Medio Ambiente, con una inversión de dos millones de euros en dos años para la adaptación de la piscifactoría de La Aliseda de Tormes, quiere así relanzar la producción de trucha común autóctona.

Las actuaciones se centrarán en una parcela de 3,5 hectáreas donde se construirá -tras demoler las antiguas instalaciones- un edificio multiusos para oficinas, laboratorio, almacén y taller, además de una nave de reproductores, nave de incubación y alevinaje, unidades de cría y stock.

Una red de canales y conducciones, captación y recirculación, la urbanización de la parcela, y la dotación de maquinaria y equipos auxiliares completarán la nueva piscifactoría, en cuyo recinto se situará el Aula del Río prevista para el Tormes, que será utilizada con fines educativos.

La piscifactoría industrial ya clausurada fue adquirida por la Administración autonómica para desarrollar el Programa de Gestión Piscícola, que pretende fomentar la conservación de poblaciones autóctonas de trucha común.

Tras los estudios de caracterización genética de poblaciones de esta especie y determinadas las necesidades de producción, la Junta ha adecuado las piscifactorías públicas de Burgos, León, Palencia, Salamanca y Soria, a la que se unirá la de Ávila.

Fuente: http://actualidad.terra.es