(Nueva Prensa). El alcalde del municipio Pedernales del estado Delta Amacuro, Carlos Moro, atribuyó a las lluvias y a la falta de la permisología necesaria en materia ambiental el retraso en la ejecución de obras del proyecto de construcción de diez lagunas para la cría y engorde del camarón blanco, al concurrir a la Comisión de Contraloría.

 

Ante los diputados, el funcionario manifestó su disposición de rendir cuentas, agradeció la receptividad de la Comisión de Contraloría y explicó la situación que se vive en Pedernales, donde denunció que numerosos extranjeros están practicando la pesca de arrastre, afectando los viveros que por años han pertenecido a las comunidades de la zona.

Señaló que para el proyecto de la camaronera se presentó una ficha técnica y se le aprobaron recursos por el orden de los 1.300 millones de bolívares en el V Gabinete Móvil. Dijo que fue necesario contratar una empresa para realizar el proyecto y, posteriormente, se convocó un proceso de licitación en el cual participó una sola empresa y se declaró desierto.

Manifestó que la obra se contrató por declaratoria de emergencia para dar respuesta a la población warao que necesitaba un medio de subsistencia, tras la aprobación del Concejo Municipal e informó que la empresa contratista recibió un anticipo de 50 % para la construcción de la camaronera, pero debido al mal tiempo fue paralizada.

Aseguró el alcalde que no ha habido malversación ni desvío de recursos y que la empresa contratista presentó una fianza de fiel cumplimiento. También señaló que no ha tocado el 50 % de los recursos restantes destinados a la Camaronera, los cuales están depositados en el Banco Industrial de Venezuela.

Insistió en que la obra se paralizó por las lluvias y la falta de permisología, porque no se había hecho el estudio del impacto ambiental.

Los parlamentarios, a lo largo de la reunión, solicitaron información precisa sobre la construcción de las lagunas, el pago de la fianza, la solicitud del estudio del impacto ambiental, la entrega de recursos, la presentación del proyecto y la contratación de la empresa, mientras que el presidente de la Comisión de Contraloría, diputado Julio Moreno (MVR/Trujillo), requirió de una copia certificada de los avisos de licitación, empresas que participaron, registro mercantil de la empresa encargada de la obra, decisión del Concejo Municipal, solicitud del estudio del impacto ambiental, entre otros.

Fuente: http://www.nuevaprensa.com.ve