Por: Fidel Castro
(El Imparcial).- De ser un programa voluntario, los cursos de buenas prácticas de producción acuícola se convirtieron en obligatorios para que los camaronicultores puedan certificarse y obtener un valor agregado en el mercado.

 

Miguel Humberto Olea Ruiz, presidente del Comité de Sanidad Acuícola del Estado de Sonora (Cosaes), expuso que hoy iniciará el curso que por primera vez es de carácter obligatorio para la certificación de las granjas con buenas prácticas y por ende que manejan un producto sano al consumidor.

A partir de las 09:00 horas en las salas 3 y 4 del Centro de Estudios Estratégido y de Negocios del Instituto de Sonora (Itson), se desarrollará el curso “Residuos tóxicos y contaminantes en camarón”.

Mayrán Zamora Nava, subdirectora de Inocuidad Acuícola y Pesquera del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) presidirá el curso, en el que se estima recibirán reconocimiento los productores de 30 granjas, que han cubierto los requisitos previos.

“A todos los productores les interesa la certificación, para darle un valor agregado a su producción”, expuso Olea Ruiz.
Actualmente han trabajado para ese propósito alrededor de 85 granjas, cerca de un 40% cumplirá este año el objetivo, dijo, manteniendo al Estado como principal productor de camarón en cantidad y calidad en el País.

En el curso participan investigadores del CIAD, UNAM y Cenapa, entre los temas a desarrollar, están los conceptos de mitigación de riesgos y la normatividad vigente a nivel nacional.

Fuente: http://www.elimparcial.com