KAMPALA.- Hasta 1.5 millones de personas en Uganda que dependen de la pesca como una actividad económica, están haciendo frente a una amenaza real para su sustento debido a que las poblaciones de peces continúan disminuyendo a niveles peligrosos.

 

A pesar de ser el segundo rubro de exportación en Uganda, según los informes recientes las exportaciones pesqueras este año registraran una caída, alcanzado solo US$ 80 millones, de US$ 148 millones alcanzados en el 2005.

Wilson Mwanja, el jefe del Departamento de Pesca, informó que la tendencia decreciente continuará este año.

El incremento de los costos de producción ha llevado a obligado a cerrar a cinco empresas exportadoras de alimentos de origen acuático.

“En los últimos cinco años se ha cedido el control a otras agencias y los gobiernos locales, sin una coordinación clara, esto ha servido para exacerbar la mala situación,” dijo Fred Mukisa, Ministro de Pesca.

“Lagos como Edward y George producen arto pescado, mientras que la producción pesquera en el lago Kyoga ha caído de 167 000 t en los años 80 a menos de 55 000 t en el año 2006,” expresó Mukisa.

Amenazado por una posible catástrofe económica, el gobierno esta tomando medidas urgentes para solucionar el problema, y asegurar el incremento de la producción de pescado en al menos un millón de toneladas al año.

La nueva estrategia del gobierno busca incrementar la actividad de la acuicultura para reducir la presión sobre los lagos, y asegurar que los productores puedan criar peces en sus propios terrenos.

La población requerirá de 525 000 t de pescado para el consumo local en cuatro años. En el mismo periodo Uganda necesita mantener su posición de exportador de pescado mediante la expansión de su producción a 150 000 t para los principales mercados y otros 150 000 t para el mercado regional.

Como parte del plan, el Ministerio ha renovado e incrementado la capacidad de la infraestructura física de Fisheries Training Institute, Kajjansi Aquaculture Research and Development Centre, Mbale Aquaculture Regional Development Centre (ARDC), Gulu ARDC y Bushenyi.

Fuente: Monitor