La Paz. (El Sudcaliforniano). El informe que presentó el director del COSCYT, Héctor Nolasco Soria, sobre el proyecto denominado Innovación del Cultivo de Camarón en México, revela logros importantes y derivado de ello está en proceso de consolidación una segunda etapa, donde se contempla incluir a 11 granjas más que están interesadas en participar en este proceso de innovación tecnológica para la competitividad.

 

Tras comentar que el proyecto es un claro ejemplo de las bondades que tiene la vinculación de los sectores científico y productivo, Nolasco Soria recordó que el plan cuenta con el financiamiento de la Secretaría de Economía y las granjas acuícolas con un monto superior al millón de dólares.

En la realización del proyecto participaron el CIBNOR y CONACYT, así como una veintena de investigadores especialistas en microbiología, desarrollo larvario, fisiología animal, sanidad acuícola, robótica y telecomunicaciones, nutrición y alimentación, ingeniería, patología, calidad ambiental y bioeconomía.

Los resultados en la Empresa Ceja S.A, de Guasave, Sinaloa, indicaron que la biomasa estimada en los estanques donde se aplicó la innovación tecnológica fue equivalente a 3.18 toneladas por hectárea, a pesar de la incidencia de virus de mancha blanca (WSSV), lo que representa un incremento de 200% al promedio histórico de esta empresa sinaloense.

En El Arón Dorado S.A. de Huatabampo, Sonora, la especie alcanzó un peso final de 19.5 a 22 gramos, en función de la densidad de siembra, el sistema con innovación produjo el doble de biomasa 2 mil 300 kilos por hectárea, sin embargo hasta antes del segundo ataque de WSSV la biomasa en los estanques con innovación fue de aproximadamente 4.3 ton/ha.

La evaluación económica mostró una relación beneficio costo de 24% de ganancia, los efectos de huracanes y WSSV no permitieron incrementar más el beneficio económico.

En la granja Organic Shrimp S.A. del Ejido Melitón Albáñez, BCS, se tuvo en la primer precosecha 58 toneladas de producto de 12 g, 3.9 ton/ha, en septiembre el huracán "John" ocasionó problemas en la operación, afectando la generación de electricidad, bombeo de agua y acceso del alimento a la granja.

Esto ocasionó pérdidas significativas de camarón. La proyección final para diciembre mostró una cosecha de 24 toneladas adicionales de 32 g, para una biomasa total de 5.1 ton/ha.

"En el los estanques de mareas del CIBNOR se llevó a cabo un cultivo tardío, a partir de agosto, se realizaron dos precosechas de camarón de 10.5 y 17.5 g, respectivamente, obteniéndose 1 y 1.6 ton en cada caso. La cosecha final se realizó el 15 de diciembre. Se obtuvieron 7.9 ton/ha de camarón de 19.6 g, con un factor de conversión del alimento de 1.7. De no haberse realizado las precosechas, la biomasa final hubiera rebasado las 9 toneladas/ha. La utilidad por hectárea y la relación beneficio/costo (1.56) son significativamente mejores que las observadas para las granjas comerciales".

Los resultados muestran que es factible obtener ventajas productivas y económicas con la aplicación de la estrategia de manejo intensivo para el cultivo de camarón, basada en conocimiento científico y tecnológico, propuesta por el CIBNOR.

Se considera necesario poder continuar la transferencia a las granjas participantes en el país, dentro del marco de los fondos de la Secretaría de Economía, CONACYT y CONAPESCA. Se considera fundamental el poder implementar un programa de capacitación de personal de granjas camaronícolas

Finalmente dijo que las granjas de Tamaulipas, Nayarit, Sonora, Sinaloa y Baja California Sur, están dispuestas a invertir en el proyecto cerca de 3 millones de dólares, por lo que con el apoyo de las instancias federales y estatales, se espera iniciar la segunda etapa en el ciclo de cultivo 2007.

Fuente: http://www.oem.com.mx