Los esfuerzos del gobierno para la introducción de una nueva ley para gestionar el estado de la salud de las poblaciones de peces y moluscos en cultivo viene siendo severamente criticada por la industria.

 

IFA Aquaculture, que representa a más de 300 empresas de acuicultura, ha escrito a los ministerios responsables describiendo la introducción paulatina de la directiva Europea sobre salubridad del pescado “como un golpe serio a las relaciones entre el sector y el gobierno”.

Ellos indican que es inaplicable lo que quiere hacer el gobierno con la legislación Europea, y que se debe retractar y enmendar inmediatamente.

La Ley entro en rigor el último viernes.

El Secretario Ejecutivo de IFA Aquaculture, Richie Flynn, informó que la industria apoyo el trabajo de la Comisión Europea para producir un nuevo régimen de gestión de la salud de los peces bajo la Directiva sobre Salud de los Peces, lo que representa un paso importante hacia una gestión medible y constructivo de la salud de los peces en Europa.

Flynn dijo que IFA trabajo por cinco años con los expertos públicos y privados en salud de los peces, la Federación de Productores Acuícolas Europeos, y la Comisión y Parlamento Europeo.

Su objetivo es asegurar que la burocracia incluya en la directiva un reconocimiento del derecho de los productores acuícolas a una compensación justa para el estado de intervención de las enfermedades listadas, en concordancia con todas las otras enfermedades listadas en la Unión Europea (UE).

De acuerdo con Flynn, el gobierno unilateralmente decidió relegar a los productores de acuicultura a una segunda división, denegando el derecho a la compensación.

Fuente: Examiner