JACKSON.- Keith King nunca imagino que sus 21 años en la industria del catfish podrían culminar algún día. Golpeado por el incremento del precio de los alimentos y de los combustibles, y por la competencia del catfish importado, King esta drenando sus estanques de su granja.

 

King, presidente de la Catfish Farmers of Mississippi, indicó que el cultivara maíz y soya en los suelos que esta drenando.

Esto se ha convertido en un escenario común debido al estado en que se encuentra la industria de crianza de catfish, uno de los sectores agrícolas mas exitosos de Mississippi.

“Los tiempos son difíciles” manifestó Roger Barlow, presidente del The Catfish Institute, un grupo que promueve la industria del catfish en USA. “Tenemos bastantes desafíos”.

Los costos del maíz y soya han alcanzado precios muy altos, y el catfish de crianza en China viene ganando una fuerte presencia en los dos últimos años, dijo King.

Mississippi es el líder en la crianza domestica de catfish, representando cerca del 60% de la producción, destacó Terry Hanson, un economista acuícola de la Universidad Estatal de Mississippi.

El estado ha perdido 30 operaciones de catfish desde el año pasado, según el Departamento de Agricultura de EEUU. El área dedicada a la crianza de catfish se redujo en 13.1% de 92 500 acres de superficie de agua en julio del año pasado a 80 400 acres de superficie de agua registrado el mes pasado.

El número de peces procesados se redujo de 700 millones de libras en el 2003 a 500 millones de libras en el 2007, un 28.6% menos.

Fuente: NBC 15