La nueva legislación que tiene como objetivo el de resolver los problemas de la industria acuícola no es clara y podría conducir a batallas legales multimillonarias, indicó Seafood Industry Council.

 

El Proyecto de Enmienda de la Legislación Acuícola aprobó su primera lectura este mes y el Comité de Producción Primaria del Parlamento inicio la consulta pública.

Sin embargo, el administrador de políticas de Seafood Industry Council, Nici Gibbs, manifestó que el proyecto de ley es altamente técnico y contiene poca información para entenderla.

Esta contiene varios principios que no son claros y que podrían conducir a problemas legales, principalmente sobre la evaluación de los efectos que tendría la acuicultura sobre la pesca.

El Consejo representa a los pescadores y acuicultura.

“Nos preguntamos como las personas serán capaces de implementar esta legislación en el futuro cuando el intento de cambio no esta claro y la redacción es también complicada,” dijo Gibbs.

“Estamos diciendo que no queremos esta ambigüedad legal… que resultara en que la pesca y acuicultura gasten millones de dólares batallando una simple decisión en la corte.”

Gibbs destacó que el grupo apoyo la elaboración del proyecto de ley, pero la consulta con la industria ha sido inadecuada y es importante tomar mas tiempo para tener una mejor propuesta.

Fuente: NBR