(Galiciae).- El reglamento que regirá la Denominación de Origen Mexillón de Galicia, así como su consello regulador, será una realidad a partir de mañana, día en el que entra en vigor la orden de aprobación publicada este jueves en el Diario Oficial de Galicia (DOG). De este modo, se activa una de las principales reivindicaciones de los productores gallegos, que han recibido la noticia con satisfacción.

 

Desde la Plataforma de Distribución do Mexillón Galego, Pladimega -una entidad que representa al 80% de los criadores de este bivalvo- aseguran que la esperada medida les otorga una herramienta para alcanzar el objetivo de que "el comprador no tenga ninguna duda a la hora de adquirir mejillón gallego en el mercado", aseguró uno de los portavoces de la asociación, Julián García.

La denominación de origen impedirá, en su opinión, "prácticas confusas" que todavía están vigentes entre las que citan la posibilidad de leer "mexillón estuchado en Galicia" en una lata de molusco foráneo "por el simple hecho de que la caja de cartón donde se introduce había sido hecha en una fábrica gallega".

A partir de ahora el etiquetado constituirá el "carné de indentidad" del mejillón, explicó Julián García y la etiqueta permitirá garantizar la trazabilidad del producto. "Siguiendo el rastro del lote de obligada inclusión en la etiqueta podrá saberse de que batea sale el mejillón, su calidad e incluso el día en el que salió del mar".


Mejillón en fresco y derivados
La orden del DOG recoge aspectos que van desde la definición del producto protegido hasta las prácticas de cultivo, los modos de acceso al mercado y las zonas de producción. Además, se fijan las funciones del consello regulador y los procedimientos para elegir su pleno y órganos directivos.

La protección de la denominación de origen se extiende desde la producción a todas las fases de la comercialización, presentación, publicidad y etiquetaje, así como a los documentos comerciales de los productos afectados. Aunque la DOP ampara al producto en fresco, también permite su utilización en los productos elaborados, siempre y cuando sean controlados por el Consello Regulador y empleen la leyenda "Elaborado con Denominación de Orixe Protexida Mexillón de Galicia”.

Producción controlada
Sólo se podrá aplicar la DOP Mexillón de Galicia a los mejillones cultivados en batea, procedentes de las explotaciones inscritas en el Registro de bateas y depurados y/o expedidos en centros inscritos en el correspondiente registro del Consello Regulador.

Cinco son las rías gallegas delimitadas como zonas de producción: la de Ares-Sada, la de Muros-Noia, la ría de Arousa, la de Pontevedra y la Ría de Vigo. Según se recoge en la orden, las zonas de producción de las rías autorizadas serán el espacio marítimo interior a las tradicionales líneas imaginarias entre puntas.

El Consello Regulador nace además como un ente de vigilancia y control, tanto para el mejillón protegido como para los productos y derivados del molusco no incluido en la denominación, informando de las irregularidades detectadas a la Consellería de Pesca y Asuntos Marítimos.

Sigue el conflicto por las ventas
Sobre la huelga de producción que mantiene el sector de los bateeiros integrado en Pladimega, la plataforma espera poder llegar a un acuerdo con el resto de productores minoritarios (Federación Arousa Norte y cofradía de Virxe do Rosario) para poner fin al conflicto a lo largo de la próxima semana.

Este es el plazo que manejan para oficializar los estatutos de la plataforma de distribución, desde la que pretende controlar las ventas del producto a conserveras y cocederos y a la que se opone desde Arousa Norte y Virxe do Rosario, más partidarios de que sea el mercado y no Pladimega quien fije los precios del mejillón.

Fuente: http://www.galiciae.com