De acuerdo a información publicada por Milenio.com, Panamá se prepara para una evaluación de la Unión Europea (UE) de sus sistemas sanitarios, en especial un programa sobre trazabilidad del camarón, anunció hoy la Autoridad de los Recursos Acuáticos (ARAP).

 

La entidad explicó en un comunicado que la evaluación se realizará a mediados de este año, cuando además culminará la implementación del plan de trazabilidad, el cual permitirá a este país mantener las exportaciones del crustáceo al mercado europeo.

Detalló que el programa permite conocer mediante código de barras el país de origen del producto, la finca en que se produjo, el alimento utilizado para su crecimiento, los insumos y la historia de vida del crustáceo.

Según la Autoridad de los Recursos Acuáticos de Panamá, este método “garantiza la calidad e inocuidad del producto en los mercados de exportación”.

Hasta ahora, existe un 90 por ciento de avance en la fase de los laboratorios de producción de semillas, mientras las plantas de procesamiento ya cuentan con un sistema propio de control de calidad del producto, indicó la ARAP.

La ARAP instaló en la estación experimental de Aguadulce, a unos 200 kilómetros al oeste de la capital, un equipo especializado para llevar el sistema de rastreabilidad.

En 2006, Panamá exportó a la UE nueve millones 712 mil dólares en 3.7 toneladas de camarones, actividad que emplea a más de mil 200 personas.