El lago Diefenbaker es uno de los mas populares y limpios en el suroeste de Saskatchewan, pero los planes futuros para la implementación de tres piscigranjas adicionales esta generando preocupaciones por el impacto ambiental.

 

Wild West Steelhead es una empresa de acuicultura que tiene planificado expandir su producción en el lago.

Pero algunos residentes sienten que esto podría ser un accidente, debido a que muchos peces escapan de las jaulas, lo cual afectaría el ecosistema del lago y causaría otro daño ambiental.

Según Gary Dunn, presidente de la Elbow and District Wildlife Federation, aproximadamente de 600 000 a 700 000 peces escaparon de las piscigranjas, desde que iniciaron sus actividades en 1992. “Esto esencialmente ha cambiado significativamente la dinámica de los peces en el lago,” dijo Dunn.

Otros residentes creen que se necesita una mayor investigación, con la finalidad de determinar si las jaulas de peces son peligrosas para el ambiente. Una de las mayores preocupaciones es el efecto que tiene las piscigranjas en la calidad del agua.