Por: Yuri Muñoz
(La Habana en Línea).- El empleo de residuos orgánicos y de derivados de las industrias azucarera, agrícola y pesquera del país beneficia la alimentación de las especies acuícolas cubanas, sustituye la importación de materias primas en el mercado internacional y contribuye al cuidado del medio ambiente, informaron expertos en esta capital.

 

Un proyecto presentado por la Licenciada en Ciencias Biológicas Clara Romero Menéndez, especialista del Centro de Preparación Acuícola Mampostón (CPAM), en el III Seminario Internacional de Acuicultura ACUACUBA 2008, expone el uso de los desechos del procesamiento del pescado y de mieles, cachaza, sacarina, vinaza y bagazo, en la alimentación de los peces con resultados muy favorables.

La también especialista en Hidrobiología explicó a Radio Ciudad que se utilizan además los estiércoles animales, muy ricos en bacterias y protozoos para alimentar a los crustáceos, así como los restos de cosechas de frijoles, arroz y de otros cultivos, los cuales se aprovechan para elaborar un compost, considerado como un biofertilizante con muy buenas propiedades nutricionales.

Con la miel y la cachaza se fabrica un compuesto, que luego de descomponerse se obtiene un biofertilizante altamente nutritivo y con el cual se elabora un fertilizante orgánico destinado a los estanques donde se cultivarán los peces, señaló la experta del CPAM.

Otros productos, destacó Romero Menéndez, son los residuos generados por las propias plantas de procesamiento de pescados de la Isla, con los cuales se conforma un ensilado de pescado que, al mezclarse con harinas de salvado de arroz, salvado de trigo, y otros productos, se confeccionan pelets o extrusos que alimentan a la tilapia roja y a la claria (o pez gato), y a otros animales acuáticos.

El Simposio, que acoge a más de 70 delegados de Argentina, Colombia, Cuba, Honduras, México, Panamá, Puerto Rico, República Dominicana y Venezuela, continuará hoy sus sesiones en la Casa Museo Alejandro de Humbolt, en el Centro Histórico de la Ciudad.

Fuente: http://www.habanaenlinea.cu