(Xinhua).- Una investigación preliminar reveló que los alimentos para peces hechos con polvo de calamar contaminado, en un caso que se descubrió en la República de Corea, no fueron producidos con productos exportados chinos, señaló el martes la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Jiang Yu.

 

"Los departamentos pertinentes chinos han llevado a cabo investigaciones sobre la exportación de tripas de calamar en polvo tras la publicación del incidente el 19 de septiembre y descubrieron que los productos causantes del problema no fueron suministrados por compañías chinas", indicó la portavoz en una rueda de prensa regular celebrada esta tarde.

Los medios de comunicación surcoreanos publicaron que los alimentos para peces distribuidos localmente estaban contaminados con la sustancia química melamina, cuya utilización en la producción de leche en polvo infantil ha causado en China numerosos casos de cálculos renales en niños.

El gobierno surcoreano afirmó que había encontrado rastros de la sustancia química en alimentos producidos por una compañía local que usaba intestinos de calamar en polvo procedentes tanto de su país como de China, y que abastecía de estos productos a 16 piscifactorías desde el pasado mes de marzo.

De las 619 toneladas de alimentos producidos por la compañía, 583 fueron vendidas mientras que 29 se retiraron de la venta.

"Las autoridades surcoreanas están investigando cómo la sustancia química industrial fue introducida en los alimentos para peces", dijo Jiang.

Desde el 15 de mayo de 2007, China ha publicado en una lista todos los productos de phytalbumin en un catálogo de inspección, registrado compañías dedicadas a la exportación de alimentos y de aditivos, y fortalecido la supervisión de los productos exportados, recalcó la portavoz.

"Los departamentos relacionados de China seguirán de cerca el desarrollo de este caso y esperamos que la parte surcoreana nos informe de las investigaciones de forma oportuna", señaló Jiang.

La melamina se utiliza en la fabricación de plásticos, entre otros productos, y también para elevar de forma engañosa el contenido de proteínas de los alimentos. En caso de tomarla en grandes cantidades, puede causar la muerte a seres humanos y animales.

China se ha visto afectada en las últimas semanas por el escándalo provocado por el descubrimiento de que se estaba utilizando esta sustancia en la producción de leche en polvo infantil y diversos productos lácteos.

Al comentar las fórmulas exportadas, Jiang dijo que los departamentos chinos encargados del asunto han comunicado toda la información relevante de sus investigaciones a la Organización Mundial de la Salud y todos los países afectados.

"El gobierno chino ha prestado gran importancia al asunto y está preparado para fortalecer la cooperación con los departamentos de seguridad de alimentos de los países y regiones implicados", afirmó la diplomática.

Jiang afirmó que China entiende las preocupaciones de estos países y regiones y tratará de manera adecuada el asunto con una actitud objetiva, práctica y científica.

El país asiático también da una gran importancia a los trabajos en materia de calidad de los productos importados y exportados y la seguridad alimentaria, y ha creado una serie de mecanismos y sistemas de supervisión, indicó Jiang. Al mismo tiempo, agregó que China trabajará para perfeccionarlos.

"Los gobiernos de todos los países se enfrentan al desafío común de la seguridad alimentaria. Estamos listos para fortalecer la cooperación con la comunidad internacional para proteger conjuntamente los intereses de los consumidores, y las propiedades y seguridad de la vida del pueblo", dijo Jiang.

Fuente: http://spanish.peopledaily.com.cn