(Galiciae).- La negativa de la patronal de las conserveras, Anfaco, a comprar del mejillón gallego, en protesta por la supuesta subida de precios por parte de los bateeiros (que estos niegan), ha derivado ya en una significativa bajada de las descargas de mejillón para industria, según confirmó uno de los portavoces de la Plataforma de Distribución do Mexillón de Galicia (Pladimega), Julián García.

 

Así, la reunión realizada en la tarde-noche del martes entre bateeiros y los representantes de las empresas cocederas, pese a desarrollarse en un ambiente "cordial", no supuso avances en el nuevo frente abierto en el sector mejillonero: productores contra industria a causa de los precios. Según señaló García, los cocederos podrían parar y no realizar pedidos "porque sus clientes, las conserveras, no les compran mercancía".

Desde Pladimega señalan que las descargas son "residuales" (de entre 70 y 80 toneladas, según sus cálculos) pero se muestran a la expectativa para ver si Anfaco mantiene su postura. "Siempre concentran el grueso de su campaña en los últimos meses del año, ¿qué van a hacer ahora?, se pregunta García, que critica la falta de coherencia de la patronal conservera. Recuerda que cuando los bateeiros comenzaron la huelga, Anfaco alertaba de la posible destrucción de empleo en las conserveras por la falta de mejillón gallego, efectos que ahora ya no le preocupan,

Podrían compar su propia empresa
Desde Pladimega, continúan a la espera, lamentando que, tras el acuerdo entre el sector productor, pueda abrirse ahora un nuevo y tenso conflicto entre bateeiros e industria. Sobre las posibles alternativas para hacer frente a la falta de pedidos actual, estudiarán diferentes opciones, entre las que podría figurar unirse para adquirir una empresa conservera propia con la que poder dar salida al producto.

Fuente: http://elprogreso.galiciae.com