ROMA.- Un grupo de productores de biodiesel informó la semana pasada que ellos han iniciado un proyecto para cambiar sus cosechas de plantas terrestres para producir combustibles por algas marinas.

 

Ocho empresas que ya vienen produciendo combustibles de plantas terrestres, como el maíz y semilla de colza, están envueltos en un proyecto de €10 millones, que tiene como finalidad producir combustible de algas marinas de forma comercial dentro de cinco años.

“La iniciativa tiene como objetivo sustituir la materia prima (cereales) usada hoy y que no compita con las cosechas de plantas vegetales,” dijo Pier Giuseppe Polla, vice-presidente de la Union of Biodiesel Producer de Italia, que lidera el proyecto Mambo.

El grupo informó que vienen trabajando con científicos de la University of Florence, para elegir una especie de alga marina que crezca en tubos plásticos y se “alimenten” de dióxido de carbono capturado de estaciones de energía. El grupo indicó que espera establecer el proceso en dos años e iniciar a construir una planta a una zona costera, probablemente en el sur de Italia. La planta podría estar produciendo biocombustible dentro de cinco años.

Los biocombustibles son elaborados de planas terrestres y cuando son quemados producen menos emisiones de dióxido de carbono que los combustibles fósiles. Sin embargo, son bien controversiales debido a que han contribuido al incremento de los precios de los alimentos.

Fuente: Reuters