El proyecto publicitado como el mas grande del mundo para producir biocombustibles de algas fue presentado ayer jueves por la agencia del gobierno que desarrolla tecnologías de bajo uso de carbono.

 

El Carbon Trust anunció un proyecto para hacer biocombustibles de algas una realidad comercial para el 2020. El plan contempla una inversión de hasta £26m en el desarrollo de tecnología e infraestructura para asegurar que los biocombustibles de algas reemplacen una proporción significativa de los combustibles fósiles usados por los conductores del Reino Unido.

Mark Williamson, director de innovaciones de la Carbon Trust, dijo: “Nosotros hallamos una alternativa costo-efectivo y sustentable para el combustible de nuestros carros y aviones, si deseamos reducir las emisiones de carbono para enfrentar el cambio climático. Las algas pueden proveer una parte significativa de la respuesta y representa una oportunidad multimillonaria.”

Una revisión reciente del presidente de Renewable Fuels Agency, Ed Gallagher, identifico a las algas como una vía potencial para generar biocombustibles sustentables. Los biocombustibles elaborados de las cosechas de plantas vegetales han sido culpados del incremento de los precios de los alimentos.

Los científicos esperan encontrar cepas que puedan producir aceites para ser usados como combustibles para vehículos, como reemplazo del petróleo y gasolina. Una vez identificadas, estas algas podrían cultivarse en grandes cantidades y procesados para extraer aceites útiles.

John Loughhead, director ejecutivo de Uk Energy Research Conuncil, destacó: “Las algas son un medio potencial para cosechar la energía solar: ellos se reproducen por si misma, de esta forma no existen costos para procesar la energía solar, ellas pueden vivir en áreas no útiles para el cultivo de alimentos.”

El Carbon Trust pronostica que los biocombustibles basados en las algas pueden reemplazar mas del 70 billones de litros de combustibles fósiles usados cada año en todo el mundo en el transporte terrestre y aéreo para el 2030.

En la primera etapa del proyecto, el Carbon Trust invertirá hasta £6m en un grupo de empresa británicas envueltas en la investigación de algas.

Fuente: The Guardian