Por: Rafael Guadarrama
(Once Noticias).- La marea roja en México ocurre principalmente entre marzo y agosto cuando la temperatura propicia una elevada presencia de microalgas tóxicas que pueden matar a los peces y moluscos que las consumen, intoxicar a personas que a su vez ingieren productos del mar y causar pérdidas en la pesca.

 

Ante la sospecha de marea roja, se solicitan análisis cuyos resultados demoran una semana. Actualmente, científicas del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste diseñan un método para identificar de manera más oportuna la presencia de marea roja.

Norma Hernández Saavedra, de Genética Molecular del Centro de Investigaciones Biológicas, expresó: “nosotros podríamos procesar de 40 a 95 muestras en un periodo no mayor de 24 horas, y entonces después de 24 horas, podríamos decir qué especies están presentes, si son tóxicas o no”.

El método propuesto por las investigadoras tiene 99% de precisión y sería de gran ayuda para prevenir a las poblaciones costeras.

Angélica Herrera Sepúlveda, de Genética Molecular del Centro de Investigaciones Biológicas, comentó: “se pueden ejercer alertas tempranas para enterar a las personas que consumen moluscos bivalvos que presentan estas toxinas, y puedes enterar ya a la sociedad de que no se va a ver tan afectada por este tipo de envenenamiento”.

Este proyecto identifica las microalgas tóxicas, al reconocer su estructura genética. La sencillez del análisis, que no requiere de un experto, facilita su uso en cualquier punto costero del país. El problema es que en México, no existe un programa de monitoreo de mareas rojas.

“Habría la posibilidad de que fuera en continuo, como el número de muestras ya no es una limitante, podríamos hacer monitoreos en tiempo real, es decir, que constantemente se estén tomando muestras del ambiente y mandándolos a nosotros o a la institución donde se transfiera la tecnología”, manifestó Norma Hernández Saavedra.

Este método es resultado de cinco años de investigación y ha probado su eficacia en análisis de las costas de Baja California Sur.

Fuente: http://oncetv-ipn.net