Un equipo de expertos marinos de Escocia e Irlanda han obtenido £5 millones para investigar el cultivo de algas con la finalidad de usarlos para producir combustibles.

 

Las algas serian quemadas o dejarlas descomponerse, un proceso que produce gases y aceites que pueden usarse como combustible.

Durante el anuncio de una subvención de la Unión Europea, el Primer Ministro Escoses, Alex Salmond, dijo: “La inversión de £5 millones es bienvenida para promover uno de los sectores mas prometedores en estos tiempos de cambios económicos.

“El desarrollo de combustibles marinos podría tener impacto en las comunidades remotas y rurales mediante la provisión de un combustible localmente producido, relativamente barato y de bajo impacto; además de servir para la infraestructura de transporte público local.”

Salmond indicó que el proyecto podría tener beneficios económicos a largo plazo, incluida la creación de cientos de empleos en las islas y otras áreas remotas.

Por su parte, Eamon Ryan, Ministro irlandés de energía, agregó: “La premisa del proyecto BioMara es que las algas pueden ser cosechados, procesados y luego utilizados como una fuente de energía verde. Existe un gran potencial para esto.”

La Scottish Association for Marine Sciences (SAMS) en Oban liderará la investigación, en sociedad con  Queens University Belfast y University of Ulster en Northern Ireland, y Institutes of Technology en Dundalk y Sligo en Irlanda.

Ellos tienen como objetivo demostrar si los biocombustibles producidos localmente pueden ser hechos de algas marinas y microalgas, como una alternativa a los vegetales terrestres.

Fuente: Telegraph