(Andina).- Unos dos mil ejemplares de paiche nacieron en una piscigranja de Tingo María (Huánuco), lo que confirma la adaptación de esta especie en zonas de selva alta, aprovechándose como producto alternativo al cultivo de coca, informaron hoy especialistas.

Se trata del tercer año consecutivo en que este pez se reproduce en la propiedad del piscicultor Walter Hidalgo, lugar al que llegaron inicialmente solo ocho ejemplares de 20 centímetros de largo y unos 30 gramos, por una iniciativa del Instituto de Investigación de la Amazonía Peruana (IIAP).

El actual director regional de producción de Ucayali, Mariano Rebaza, ex trabajador de la IIAP, precisó que las crías nacieron el 25 de diciembre pasado a 670 metros de altura sobre el nivel del mar, ratificando su adaptación a la zona.

"En la selva baja de Loreto y Ucayali, el paiche se adaptó muy bien, pero teníamos la inquietud de saber en qué otros lugares podría hacerlo. Ahora comprobamos con satisfacción que la selva alta es una opción", manifestó a la agencia Andina.

Según explicó, la geografía de Tingo María constituye un lugar apropiado para la futura instalación de piscigranjas de paiches. "Un negocio altamente rentable y legal, y una mejor opción para los que siembran coca."

"El paiche tiene buena demanda tanto a nivel nacional como internacional, lo que falta es una mayor producción. Tingo María presenta las condiciones para poder albergar este negocio", enfatizó Rebaza.

Consideró que esta situación puede ser aprovechada por el Estado, empresarios u ONG interesadas en el desarrollo alternativo a favor de la población.

Recordó que también se han llevado ejemplares de paiche al distrito de Echarate, en la provincia cusqueña de La Convención, a 900 metros de altura, para observar su adaptación.