MACHALA (Diario Opinión).- La Dirección de Control de la Subsecretaría de Acucultura realizó un operativo en las descabezadoras de camarón de la provincia de El Oro con el fin de verificar que el camarón que procesan sea adquirido lícitamente.

Durante el operativo se inmovilizó aproximadamente 850 libras de camarón, cuyos propietarios no presentaron las facturas de compra o guías de remisión correspondiente.

El producto se guardó en frigoríficos hasta que el apoderado presente los documentos que garanticen la procedencia del mismo. Según los funcionarios de esa cartera este tipo de operativos continuarán por todo el país.

La mencionada dependencia, informó que esta acción es parte del control que se está realizando para evitar la piratería que ha asolado a los camaroneros de la zona.

Es conocido que los piratas roban la producción en las camaroneras o cuando ésta es transportada por mar o en las carreteras y luego se vende el camarón sin recibos ni facturas.

Hace varias semanas en la Cámara Nacional de Acuacultura se desarrolló una sesión de trabajo que tuvo como punto principal tratar la problemática de asaltos a camaroneras.

La reunión fue presidida por la Subsecretaria de Acuacultura (e), Ing. Yahira Piedrahita; el Presidente de la Cámara de Acuacultura, Ing. Cesar Monge; el Comandante de la Segunda Zona de Policía, General Euclides Mantilla; el Subdirector de la Dirección Nacional de Espacios Acuáticos, Capitán José Vera; y, el Ing. Luis Mario Rojas en representación del Ministerio Coordinador de la Producción. Los participantes a la convocatoria fueron productores camaroneros del Golfo de Guayaquil, Balao y El Oro, quienes expusieron sus temores ante los frecuentes asaltos que viven.

Entre las acciones que se plantearon se establecieron las inspecciones sorpresas en empacadores, camaroneras y descabezadoras, con el propósito de verificar que tengan sus guías de remisión y facturas en orden.

Así mismo las autoridades de Policía y Marina pidieron al sector que realice las denuncias a tiempo y se comprometieron a reforzar la seguridad en las áreas de mayor peligro.

Por su parte, los productores indicaron que cederán espacios en sus propiedades para los retenes policiales, también prestarán embarcaciones para patrullajes en agua.

Fuente: http://www.diariopinion.com/