(El Progreso). La Consellería de Pesca destinará más de 1,1 millones de euros a una acción estratégica con la que pretende reducir el impacto de los episodios tóxicos causados por el fitoplancton en los moluscos bivalvos, fenómeno más conocido como marea roja.

 

Según informó hoy este departamento, su objetivo es poner en marcha esta iniciativa a mediados de año para que se desarrolle durante los tres próximos ejercicios. La acción se enmarca en el Plan Galego I+D+i 2006-2010 y su análisis sobre las mareas rojas tendrá una perspectiva multidisciplinar.

De esta forma, el proyecto de investigación incluirá estudios epidemiológicos que se centrarán en el análisis detallado de casos de intoxicación que se puedan producir durante su periodo de vigencia. Estos estudios tratarán de conocer mejor las toxinas que causan este problema.

Asimismo, se realizarán ensayos de acumulación, a través de los cuales se comprobará la capacidad de los sistemas enzimáticos de los bivalvos para destruir, transformar o expulsar las toxinas, así como las posibilidades de recurrir a la selección genética para obtener mejillones con baja acumulación de toxinas.

Los implicados en estas actividades y en las demás incluidas en la iniciativa son dos equipos del Centro de Investigacións Mariñas (CIMA), tres departamentos del Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Mariño (Intecmar), la Dirección Xeral de Saúde Pública, dos equipos del Instituto de Acuicultura de la Universidad de Santiago, dos equipos del Campus de Lugo y el Consello Regulador de la Denominación de Orixe do Mexillón de Galicia.

Por otra parte, el proyecto de investigación tratará de integrar a todos los equipos con trabajos relevantes en la materia en una red de biotoxinas que estará ligada a la Rede Galega de Biotecnoloxía na Acuicultura (ReGABA). Además, se habilitarán mecanismos de relación con otras redes estatales y europeas, así como con plataformas tecnológicas.

Fuente: http://www.elprogreso.es